27 de julio de 2018 14:22 PM
Imprimir

Nuevo sistema de riego que permite reducir el uso de agua

Treehog es un dispositivo de riego para productores de fruta y corresponde a la creación del agricultor sudafricano Louis Loubser, quien ideó un modelo para ayudar a reducir el requerimiento de agua en tiempos de sequía. Sus dispositivos han sido probados en grandes ensayos, con buenos resultados.

Los dispositivos están hechos de plástico moldeado por inyección y están diseñados para durar hasta ocho años, cubriendo la base de un árbol. Al principio, Loubser quería evitar la evaporación del agua, pero su solución final fue mucho más allá.

El Treehog contiene un microaspersor que se inclina cuidadosamente para rociar agua alrededor de la raíz en forma uniforme, desde los lados del dispositivo hacia el suelo. Esta es una forma más específica de dirigir el agua sólo donde es necesaria, fomentando sistemas de raíces superiores y más fuertes para los árboles jóvenes vulnerables.

Una primera prueba realizada en un predio de cítricos mostró que el agua proporcionada con los dispositivos Treehog penetraba a la profundidad deseada con 20 minutos de riego. El micro riego tradicional requiere más de cinco horas de aplicación de agua para lograr el mismo resultado.

Según su creador, Treehog ofrece más del 50% de ahorro de agua, además de ahorrar en uso de fertilizantes y en gasto de energía debido al menor tiempo de riego. Con la ayuda de Primafruit, Loubser obtuvo patentes europeas para su invento y los dispositivos Treehog comenzarán a abrirse paso en las plantaciones frutales y viñedos en las zonas productoras de Europa a partir de este año.

Producir más alimentos usando menos recursos naturales es un desafío importante que enfrentan los productores y retailers de todo el mundo. Los consumidores están cada vez más conscientes de los problemas y de la presión sobre los recursos naturales mundiales y los productores se preocupan igualmente por la huella de carbono y la eficiencia de producción.

Comentario

Entre las iniciativas de riego implementadas por el Instituto de Desarrollo Agropecuario (Indap) destaca un proyecto piloto desarrollado en 2016 en la localidad de Ancovinto ubicada en la Región de Tarapacá, para hacer frente a la escasez hídrica y a las fluctuaciones pluviométricas de la zona, a través de la instalación de paneles fotovoltaicos y riego por goteo, siendo una significativa solución en esta zona sin energía eléctrica. El uso de esta tecnología en el cultivo de la quinua propicia el aumento de los rendimientos, mejorando la calidad de vida de los agricultores y fortaleciendo los sistemas socio productivos andinos. La iniciativa de riego consideró un sistema generador eléctrico basado en la instalación de 19 paneles fotovoltaicos de 240 watts, los que entregan una potencia nominal de 4.5 kwp. A partir de ello, se energiza una bomba centrífuga de 3 Hp, la que presuriza el riego por goteo en seis estaciones habilitadas para el cultivo de quinua, con el objetivo de asegurar el desarrollo del cultivo, sobre todo en momentos de ausencia de precipitaciones, favoreciendo el aumento de los rendimientos.

Durante el primer semestre de 2018, una misión de Centroamérica y el Caribe visitó el innovador proyecto de riego con energía solar en Casablanca, Región de Valparaíso, que fue desarrollado por el Indap, mediante el Programa Riego Intrapredial y que benefició al agricultor Juan Flores Corrotea del sector de Melosilla. El sistema cuenta con bombeo solar para extracción de agua de pozo, con impulsión hacia un acumulador y posterior riego. Funciona en forma autónoma en zonas donde no existe conexión a la red eléctrica y permite generar corriente alterna captando la energía solar por medio de paneles fotovoltaicos y un inversor (OFF- GRID). La experiencia, pionera en Latinoamérica para la pequeña agricultura, se basa en tecnología de punta que se está aplicando en la Región de Valparaíso y en el resto del país a través del Programa de Riego del Indap, que permite a los pequeños agricultores acceder a esta tecnología para mejorar sus sistemas productivos con una mirada sustentable.

Agrimundo

Fuente:

Publicidad