2 de agosto de 2018 11:12 AM
Imprimir

Fuerte baja de la soja frente a un nuevo capítulo del conflicto EEUU-China

La oleaginosa perdió 2% en Chicago tras amenazas de Trump a Xi Jinping de nuevos aranceles. También arrastró al maíz. El precio del trigo se fortaleció por informes de mal clima.

Los futuros de soja en Chicago finalizaron este miércoles con caídas cercanas a 2%, retrocediendo desde un máximo de seis semanas alcanzado en la sesión anterior, debido a las preocupaciones generadas en el mercado luego de que se diera a conocer que el presidente estadounidense Donald Trump popondría aranceles adicionales a los productos chinos.

La caída de los precios se produjo luego de que una fuente familiarizada con el asunto expresó que la administración Trump planea proponer un arancel del 25% sobre U$S 200 mil millones en importaciones chinas, en lugar de un arancel del 10%, de acuerdo al análisis de BLD.

Esta baja marcó un cambio en el direccionamiento de los precios después de que se hayan recuperado en la sesión de ayer ante las esperanzas de que los gobiernos de ambos países reinicien las negociaciones estancadas. China ha desacelerado las compras de soja en los Estados Unidos este año debido a la disputa comercial, luego de haber comprado por un valor de 12 mil millones de dólares el año pasado.

Los futuros de maíz en Chicago concluyen la jornada en baja, siguiendo la tendencia de lo sucedido con la soja, como consecuencia de nuevas amenazas de barreras comerciales entre las dos mayores economías del mundo, profundizando la guerra comercial.

A esto, se le agrega la presión de nuevos pronósticos climáticos que reflejan condiciones de menor calor y mayor humedad para la región del Medio Oeste de EE.UU., en relación a lo que se preveía anteriormente. Las condiciones secas que se prolongaron en partes del Medio Oeste de EE.UU. probablemente hayan reducido el potencial de rendimiento para los cultivos del cereal de grano grueso.

Los futuros de trigo de Chicago cierran nuevamente al alza, para alcanzar máximos de un año, ante las inquietudes generadas por el déficit hídrico que amenaza con causar mayores reducciones en las cosechas de algunos de los mayores exportadores del cereal.

El trigo subió por tercera sesión consecutiva ante las expectativas de que la demanda mundial se focalice hacia los Estados Unidos debido a las sequías que están reduciendo la producción en otros países. Diversos analistas internacionales han reducido las expectativas de cosecha para Rusia, la Unión Europea y Australia debido al mal tiempo.

En Alemania, el segundo productor de la Unión Europea, la cosecha de granos de 2018 se hundirá alrededor del 20% a alrededor de 36 millones de toneladas, luego de que los cultivos sufrieran daños masivos por la sequía y la ola de calor, según la asociación de agricultores alemana DBV.

Fuente:

Publicidad