19 de julio de 2010 16:52 PM
Imprimir

Carne: ¿más regulaciones?

Hasta la primavera el rodeo no dejaría de caer, la retención se definirá en los últimos dos meses del año

Comentario General
Los precios de la carne en el mundo habrían bajado, por lo cual recabamos los precios de la carne en Europa y en Estados Unidos, y en términos generales pudo haber retracción del consumo pero los precios relativamente son estables comparados a meses precedentes. Al hacer el sondeo comprobamos otra cosa, que los precios del cerdo son literalmente la mitad más baratos con respecto a la carne vacuna.

La lógica pareciera estar asentada en los costos de producción de estas carnes, el porcino precisa cuarto kilos de maíz y el vacuno requiere ocho kilos del cereal. En el país la diferencia de precios en el mostrador entre ambas carnes oscila en alrededor del 15%, corroborando que se debe a la baja productividad porcina y a la preferencia histórica del consumidor argentino por la carne vacuna, sumado a que la política considera que esta debe ser barata.

El motivo por el cual la carne vacuna puede subvencionar políticas alimentarias, se debe a que en Argentina mientras no surja alguna actividad productiva para los extensos campos dedicados a la cría vacuna, seguirá siendo la opción aún en las peores situaciones comerciales.

De esta forma, la ganadería vacuna no crecería pero tampoco bajaría de cierto plantel de madres, ya que estará siempre a la espera de captar los buenos precios internacionales que suele tener esta carne.

En lo relativo al stock, el gobierno aún no difundió los datos de la primera vacunación de aftosa de este año para ser comparada con los datos de la anterior de fin de 2009, y confirmar si es cierta la tendencia de que el rodeo continuó disminuyendo. En contrario opinan fuentes confiables del mercado veterinario, al considerar que el rodeo se encuentra estabilizado.

De todas formas, corroboramos con cifras oficiales del SENASA la tendencia decreciente de animales en el rodeo, que establece 48.949.743 cabezas al 31 de marzo de 2010, arrojando una reducción de 8,64M de cabezas con respecto a igual fecha de 2008. Recordamos que la segunda vacunación de 2009 acusó 51.922.968 cabezas, y que si la diferencia estadística en estos dos años fuera similar a la de ambas fuentes, la primera vacunación de aftosa de 2010 sería cercana a las 50,5M de cabezas.

Otra caída de 1,5M de cabezas menos entre vacunación y vacunación. En cuanto a la fuente, estimamos que puede tener más rigor estadístico que los números de la vacunación, ya que se asienta en el cruce de información de actas de vacunación, ingresos y egresos, y declaraciones juradas o Renspa y es procesada la información por el Sistema de Gestión Sanitaria y el Sistema Integrado de Gestión de Sanidad Animal del SENASA en tiempo real.

Frigoríficos
Primero, se les soltó la mano en marzo del 2006 con el cierre de las exportaciones y a partir de ahí fueron los productores los que sufrieron la regulación de los precios de la hacienda. Ahora, los frigoríficos exportadores vuelven a tener restricciones para desarrollar su negocio, la falta de animales complica a todas las plantas y difícilmente se pueda regular los precios de la hacienda en pié.

Como consecuencia de esta situación de efecto dominó culminó por perjudicar a los trabajadores y la presión sindical difícilmente pueda ser tolerada por el gobierno de la misma manera que la ejercida por la presión empresaria. Por suerte el efecto dominó estaría levantando al primer caído, el productor.

Mientras tanto, el negocio de faena, distribución y exportación de la carne en el país no se desarrollará este año y posiblemente tampoco el año que viene. Este es un factor limitante para el crecimiento de la ganadería ya que precisa de una industria sólida tanto en el mercado interno como externo.

Paralelamente, la industria exportadora y el gobierno se convocaron para conformar una comisión de emergencia la semana del 19 de julio, y así buscar una solución a problemas de abastecimiento, salariales y de acceso a los negocios. Cabe acotar que las propuestas que realice la industria en la comisión de emergencia desecharían cualquier intento de "agredir" los valores de la hacienda, palabra utilizada por uno de sus directivos.

Engorde a Corral
Continúa disminuyendo la oferta de terneros y los valores se mantienen y superan los dos dólares el kilo. A su vez, hay competencia por parte de los invernadotes para hacerse de ellos y las condiciones de humedad son de muy buenas a aceptables en la mayor parte del territorio.

Los pedidos por lotes de terneros de más de 200 cabezas son cada día más difíciles de conseguir, según comentarios de consignatarios y productores de la provincia de Buenos Aires, haciéndose incluso complicado completar una jaula. Hasta la próxima zafra la oferta será muy limitada y los criadores estarían tendiendo a recriar una parte importante de sus animales, motivo por el cual podría aparecer una oferta razonable de novillitos de 250 a 300 kilos durante el verano de 2011.

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *