12 de marzo de 2019 01:19 AM
Imprimir

Satisfacción en el NAMi por el acuerdo entre el USDA y la FDA para legislar la producción de proteínas animales en laboratorio

CompartiremailFacebookTwitterEl USDA y la FDA anunciaron un acuerdo formal para regular la producción de proteínas animales obtenidas en laboratorio, conocidas popularmente como carne de laboratorio. Desde el North American Meat Institute (NAMI), se ha aplaudido el acuerdo alcanzado. En él quedan descritas las funciones y responsabilidades de supervisión de ambas agencias y explica cómo las […]

El USDA y la FDA anunciaron un acuerdo formal para regular la producción de proteínas animales obtenidas en laboratorio, conocidas popularmente como carne de laboratorio. Desde el North American Meat Institute (NAMI), se ha aplaudido el acuerdo alcanzado.

En él quedan descritas las funciones y responsabilidades de supervisión de ambas agencias y explica cómo las colaborarán para regular el desarrollo y la entrada de estos productos en el mercado.

Según el acuerdo, la FDA supervisará la recolección de células, los bancos de células y el crecimiento y diferenciación de células. Una transición de la FDA a la supervisión del FSIS se llevará a cabo durante la etapa de recolección de células. En ese momento, el FSIS supervisará la producción y el etiquetado de productos alimentarios derivados de las células de ganado y aves.

Desde el NAMI han expresado su apoyo al importante papel que jugará el FSIS en la regulación de los productos cárnicos y de aves, una posición que el NAMI afirmó anteriormente en comentarios escritos y testimonios orales ante las agencias.

La presidenta y directora general del North American Meat Institute, Julie Ann Potts, ha asegurado que el acuerdo “garantizará que los productos de carne y aves sean saludables, seguros para el consumo y debidamente etiquetados”. Ella agregó: “Apoyamos un mercado justo y competitivo que permita a los consumidores decidir qué productos tienen sentido para ellos y sus familias, y este acuerdo ayudará a lograr estos objetivos al establecer las condiciones de juego necesarias para garantizar la confianza del consumidor”.

Fuente:

Publicidad