18 de marzo de 2019 14:00 PM
Imprimir

Se perdieron 30 millones de kilos de uva en el Este

El granizo de esta semana comprometió 1.500 hectáreas. El gobierno advierte que hay merma en criollas y rosadas.

La zona de Las Catitas, en Santa Rosa, volvió a ser castigada por el granizo. Según estimaciones del Gobierno, la tormenta del jueves dañó 1.500 hectáreas de viñedos en el Este y se calcula que se perdieron 30 millones de kilos de uva. Estos daños, podrían incidir en el porcentaje de diversificación del Acuerdo Mendoza-San Juan.

El Este ya había sido golpeado por el granizo, registrándose en algunos casos perdidas agrícolas del 100%. Algunas zonas de Junín y Rivadavia también fueron afectadas durante este año por la piedra, en tanto que San Martín quedó ranqueada como la tercera ciudad del país con el mayor registro de precipitaciones.  

De cara a la cosecha de uva para mosto, proyectada para la última semana de marzo, el peligro de nuevas precipitaciones no ha terminado y el Servicio Meteorológico Nacional alertó -para este fin de semana- por tormentas fuertes sobre el área de Cuyo, detallando en un comunicado desde su cuenta de Twitter : “ocasional caída de granizo y abundante caída de agua en cortos períodos y de forma localizada”. 

Cálculos y evaluaciones

Alfredo Aciar, jefe de Gabinete del Ministerio de Economía, Infraestructura y Energía, comentó: “Según una estimación hecha con las mangas de la tormenta, son unas 1.500 hectáreas las afectadas por daños del 100%. Chapanay y Montecaseros son parte de una zona muy productiva y las perdidas estarán cerca de los 30 millones de kilos de uva”.

Este dato tiene relevancia para la firma del acuerdo Mendoza-San Juan porque, dependiendo de las perdidas en el volumen de cosecha vitivinícola, pueden alterarse los porcentajes propuestos por los gobiernos de ambas provincias. Tentativamente, el cupo de diversificación se fijaría entre el 32%y el 35% de la vendimia, para destinarla a la elaboración de mosto y de otros usos.

El funcionario provincial, agregó: “La cosecha está algo retrasada, y para el 25 de marzo, con la maduración adecuada, se espera poder comenzar a cosechar el mayor volumen de uva criolla”.

Aciar explicó además que existe una merma de producción: “Se está cosechando menos. En tachos de uvas rosadas y blancas, la merma es importante. En cuanto a las tintas, su volumen es similar al de 2018. A partir de la semana que viene, cuando se empiece con el operativo de compra, según los cálculos, debería repuntar el precio de la uva destinada a la elaboración de mosto”.

Empieza la compra

El jueves, en la Enoteca del Centro de Congresos y Exposiciones, Alfredo Aciar, junto al titular del Mendoza Fiduciaria, Antonio Bizoto y la gerente operativa, Silvia Lafranconi, explicaron los alcances del operativo que se enmarca en Plan plurianual de estabilización del mercado vitícola.

“Presentamos el diseño de política para 2019 del denominado fondo anticíclico vitivinícola, en el que tenemos tres grandes acciones. El operativo de compra de uva para mosto, con un presupuesto de $ 450 millonesel incentivo económico para la inmovilización del vino de color para ser exportado a granel, por $ 200 millones y el Bono Fiscal para apoyar la exportación de vinos a granel, donde el Estado provincial ha destinado $ 180 millones” detalló Aciar.

En el evento productores y pequeños bodegueros recibieron instrucciones para la comercialización de sus productos según la Ley 9.146, “Los productores y contratistas que vendan uva con destino a mosto al operativo recibirán un precio de $ 5 al contado y $ 5,50 financiado”, contó Aciar.

Fuente:

Publicidad