5 de abril de 2019 00:29 AM
Imprimir

Uruguay : Los rendimientos de la soja podrían ser similares a la zafra 2016/2017

“Es muy probable que lleguemos a valores no de la zafra pasada sino la anterior que tuvo rendimientos muy buenos”, dijo el Ing. Nuñez en referencia a la zafra 2016-2017 que fue la de mayor productividad con casi 3.000 kilos por hectárea.

Siendo “cauteloso” el rendimiento de la soja estará “en un piso de 2.500” la hectárea y podría llegar a volúmenes próximos a los de la zafra 2016-2017 que fue la de mayor productividad con casi 3.000 kilos por hectárea, dijo el Ing. Agr. Álvaro Núñez de la Unión Rural de Flores.

Este año la cosecha de soja llega con la expectativa de los productores que se han jugado a ese cultivo teniendo en cuenta lo que pasó el año pasado (la peor zafra de la historia con rendimientos de 1.212 Kgs.) y a pesar de que el precio no ayuda a nada, dijo el Ing. Álvaro Núñez de la Unión Rural de Flores (URF).

Agregó que se espera un buen rendimiento pero por el precio “no ha habido ventas y eso está complicando a los exportadores por tema logística, los barcos que pueden venir”, etc.

Siendo “cauteloso” el Ing. Nuñez estimó que el rendimiento estará “en un piso de 2.500” la hectárea y “es muy probable que lleguemos a valores no de la zafra pasada sino la anterior que tuvo rendimientos muy buenos”, dijo en referencia a la zafra 2016-2017 que fue la de mayor productividad con casi 3.000 kilos por hectárea.

Con la soja “pasó lo mismo que con el maíz. Al principio fue tanta el agua, no estaban lindos los cultivos en el arranque, pero después se empezaron a acomodar”. Ahora “es difícil encontrar chacras feas, salvo aquellas que se sembraron muy tarde por lo que fue la complicación en la siembra de segunda”.

Nuñez estimó que “los silos van a estar a tope” y que no sabe qué harán los productores. “O en los mismos silos las plantas van a empezar a embolsar, pero creo que en algún momento van a comenzar a aparecer los barcos” para exportar. Uruguay “no tiene la capacidad para soportar la zafra si no se empieza a embarcar”. O sea que “los exportadores se juegan algo o los productores empiezan a vender, pero en algún momento se va a tener que solucionar”, dijo.

CULTIVOS DE INVIERNO.

Sobre el invierno Núñez dijo que “las reservas se están dando bien”, la URF “no tiene un área muy grande para ya está toda adjudicada, hay algún productor nuevo preguntando por colza cuya área se va a mantener o superar un poco, y en trigo en general hay una expectativa interesante”.

En “la memora reciente” del productor está que “el año pasado le fue bien, con precios relativamente bien salvo aquellos que cosecharon tarde y tuvieron problema de calidad, y eso estimula a que se dé una zafra interesante”.

“En el caso particular” de la URF, “los productores saben que tenemos semillas” por lo que “las reservas son lentas y se van a ir dando en la medida que se vaya cosechando y los productores empiecen a definir más las cosas”, pero también hay “productores inquietos que ya tienen todo bien armado y creo que va a ser una zafra interesante”, destacó.

“Cuando se empiezan a dar buenas condiciones de siembra temprana y los rastrojos están lindos, ahí los productores lo aprovechan; pero si mayo y junio son complicados en lluvia es cuando se dificultan las cosas”.

“Yo igual soy consciente que lo que funciona mejor al sistema nuestro es el doble cultivo, desde la distribución de los ingresos y los ingresos que llegan al productor. Por ese lado en la medida que haya condiciones se va a dar la siembra”.

“En nuestra cooperativa tenemos la mayor área de trigo, unas 8 o 10.000 hectáreas; de colza unas 4.000 y en cebada un área más pequeña”, concluyó.

Fuente:

Publicidad