13 de abril de 2019 00:17 AM
Imprimir

El dólar retrocedió 61 centavos, a $ 43,29, por efecto de los dólares del agro

En paralelo, el Banco Central continuó recortando la tasa de interés.

El dólar retrocedió hoy 61 centavos, a $ 43,29, mínimos en casi tres semanas, en agencias y bancos de la city porteña, según Ambito.com.

El billete estadounidense acumuló una caída del 3,7% ( $ 1,75) en la semana, lo que significa la caída más pronunciada desde principio de año. Fue en sintonía con el Mercado Único y Libre de Cambios (MULC), donde la divisa retrocedió 57 centavos a $ 42,18, con lo que terminó la semana con una baja del casi 4% ($ 1,75).

La baja se produjo por una ola liquidadora de dólares desde el sector exportador, principalmente del cerealero, lo que ayudó a afirmar la caída semanal de la moneda, pese a la incertidumbre inversora que mantiene al riesgo país en los niveles más altos del año.

Además, la firmeza en las tasas de interés que diariamente convalida el Banco Central (BCRA) alienta nuevamente a un lento desarme de posiciones dolarizadas para aprovechar los rendimientos en pesos de muy corto plazo, en medio de la desconfianza que suma la recesión y la incertidumbre política de cara a las elecciones presidenciales de octubre.

El Banco Central (BCRA), en este sentido, colocó en la segunda subasta Letras de Liquidez (Leliq) por $ 74.944 millones a una tasa promedio del 66,878%, contra una del 66,849% de la primera licitación del día. Esta colocación anotó un rendimiento máximo del 67% y un mínimo del 66,43% en el plazo de 11 días, teniendo en cuenta los feriados de Semana Santa. La tasa de referencia para las Leliq del día fue del 66,86% (4,63 puntos básicos), con una absorción de $ 203.510 millones. De esta manera, el rendimiento promedio total retrocedió 52 puntos básicos en la semana.

“Sucede que la mayor oferta de dólares desde el agro continúa prevaleciendo por estos días, a la cual se sumará el Tesoro a partir de la semana próxima, lo cual actúa como amortiguador de la mayor demanda (de dólares) prevista por la incertidumbre electoral y los indicadores de elevada inflación”, sostuvo el economista Gustavo Ber.

La moneda norteamericana operó por quinta jornada consecutiva con tendencia declinante y escasa posibilidad de recuperación.

Fuente:

Publicidad