16 de abril de 2019 04:18 AM
Imprimir

La industria cárnica cruza al Gobierno por la posible suba de impuestos

Desde la industria frigorífica advierten que una suba en el IVA, tal como recomendó el FMI, no sólo agravaría la caída en las ventas, sino que desgastaría la imagen del Gobierno.

Los impuestos son un tema que preocupa a la producción agroindustrial en general. Sin embargo, ahora la industria cárnica sale al cruce por la posibilidad de que se suban los tributos que paga ese sector. Daniel Urcía, vicepresidente de FIFRA, explica que la presión impositiva es un verdadero problema para el sector minorista.

A esa preocupación constante, se suma ahora la que genera el informe del FMI que sugiere, como elementos de ajuste, elevar alícuotas de IVA para los productos con porcentajes diferenciales. Si se hiciera eso, Urcía insiste que se trataría de un enorme error y un retroceso que agravaría las caídas ventas del sector, y deterioraría la imagen del Gobierno.

Para la industria, este Gobierno ya hizo un importante ajuste quitando los reintegros a la exportación e imponiendo retenciones, además de incluir algunas subas de impuestos en el pacto fiscal con las provincias.

A este contexto se suma que AFIP publicó recientemente la norma que aumenta el pago a cuenta de IVA a la faena para matarifes y frigoríficos. Desde la entidad sostienen que esta medida seguramente mejorará la recaudación, pero necesita además que se corrija el IVA para el servicio de faena, porque de lo contrario generarán saldos a favor de los matarifes.

En ese contexto, remarcan la necesidad de seguir abriendo mercados en el exterior para la carne porcina. Para ellos, el problema de fiebre porcina africana de China, podría ser el detonante para agilizar acuerdos sanitarios y que haya más frigoríficos habilitados para exportar, no solo de bovinos sino porcinos.

Así, marcan como fundamental abrir nuevos mercados para asegurar el crecimiento sostenido de la cadena, integrando el mercado de exportación, para lo cual también los destinos de Singapur y Vietnam, junto con China, serían el complemento de Rusia, destino hoy prácticamente excluyente para las exportaciones de carne porcina del país.

Fuente:

Publicidad