30 de noviembre de 2009 10:12 AM
Imprimir

Complejas decisiones del agro se ventilarán en el Congreso

El diputado nacional Christian Gribaudo (Unión Pro), uno de los que mantuvo la luz del campo prendida en los momentos más laxos de la lucha del agro en el Parlamento mediante la Mesa de Consenso Agropecuario, aceptó desnudar sus aspiraciones al señalar que desea "presidir la Comisión de Agricultura y Ganadería de Diputados".

Actual vicepresidente, Gribaudo delineó las cualidades que se requieren para llevar adelante la Comisión donde se discuten todos los proyectos legislativos agropecuarios.
‘Se necesita equilibrio, conseguir mucho consenso y legislar en correlato con la política que se discute en el Poder Ejecutivo, sino ocurrirá lo que pasó con la Ley de Emergencia Agropecuaria que en la práctica no logró aplicarse’.
El último intento y muy frustrante para el presidente de la Comisión legislativa que se despide del cargo y del Congreso, Alberto Cantero Gutiérrez, fue el proyecto de la Ley de Lechería: consiguió el dictamen favorable, pero con la cadena láctea en contra, que difundió su posición masivamente.
Fue durante la maratónica última sesión ordinaria del Congreso, cuando esta iniciativa oficial que apuntaba a fijar un precio referencial de la leche para ser manejado por un funcionario de la Nación y además tendía a encorsetar el sistema lácteo productivo e industrial durmió el sueño de los proyectos no tratados.
‘Insisto. No es fácil el período que viene’, confió Gribaudo: ‘hay que realizar mucho trabajo (en las bancas) para obtener los consensos y que salgan los proyectos: también hace falta tener neutralidad’.
Ulises Forte, diputado nacional(UCR) por La Pampa que juraba esta semana no quiere que lo llamen ‘agro-legislador’, aún cuando venció en la puja electoral no sólo por haber batallado, ser conocido en su provincia sino también gracias al peso de haber sido el vicepresidente segundo de Federación Agraria durante el conflicto agropecuario.
¿A quién va a responder Forte y el resto de los diputados que provienen de la lucha por el campo? ¿A sus partidos? ¿A sus conciencias? ¿A sus entidades? Son algunas de las preguntas que se analizan por estos días.
Todos poseen sus propias respuestas, pero algunos, aún cuando no lo confiesen, se enfrentarán en los próximos meses a verdaderas dicotomías.
La realidad, según Gribaudo, es que el 99 por ciento de los proyectos presentados en la Comisión de Agricultura de la Cámara Baja están sin salir: proponen sistemas de retenciones, ganadería, lechería, arrendamientos y distintos enfoques políticos.
Otra certeza que manejan los diputados nacionales por estos días es que el 60 por ciento de las comisiones quedarán en manos de la oposición y que sus legisladores han puesto en primer lugar conseguir la ‘unidad’ y luego lanzarse a la definición de los cargos.
‘Unificar toda la oposición es un criterio en el que se avanza’, resumió Gribaudo que esta semana junto con otros legisladores de la Comisión de Consenso ampliaron la denuncia judicial sobre irregularidades en la Oficina Nacional de Control Comercial Agropecuario, la polémica ONCCA.
Thomas Bohner, un referente de Carbap sobre el problema de lechería, explicó otra fase para tomar en cuenta sobre la complejidad de reacciones en el ámbito parlamentario.
‘El debate sobre lechería entre la producción y la industria ya existe, pero el gobierno por un problema político no nos llama en serio a la discusión y cuando lo hizo, no tomó en cuenta nuestras sugerencias’.
Gribaudo reflexionó: ‘será un año de equilibrio’.

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *