16 de julio de 2019 04:04 AM
Imprimir

Paraguay : Dirigente ganadero habla de una “red” criminal que opera en estancias

Werner Schroeder, presidente de la Asociación Rural del Paraguay, regional Boquerón, afirmó que existe una red de delincuentes que se dedica a falsificar guías de traslado de ganado y opinó que la misma actuó en el homicidio de dos mayores y dos niños en Mariscal Estigarribia. Aseguró que funcionarios del Estado están implicados.

Schroeder conversó este lunes con radio ABC Cardinal sobre la corrupción que existe en el manejo de las guías de traslado de ganado a través del país por parte de funcionarios del Servicio Nacional de Calidad y Salud Animal (Senacsa).

“El Gobierno tiene que invertir más en las fuerzas policiales, por la seguridad. Existen controles de Senacsa, pero normalmente, y eso también es un hecho que se maneja, hay agentes que se prestan para hacer guías, porque tampoco vos podés pasar así nomás”, manifestó.

El cuádruple asesinato ocurrió entre el lunes y el martes de la semana pasada, dijo el fiscal Andrés Arriola. Los cuerpos recién fueron encontrados ayer. Fue en la estancia Taguato, a unos 160 kilómetros al norte de Mariscal Estigarribia.

Los asesinados fueron Alcibiades Desiderio Ayala Coronel (71), su esposa Francisca Nidia Núñez Romero (71) y sus nietos M. N. S. A. (10) y F. E. S. A. (7). Schroeder dijo que Ayala no era un productor con muchas cabezas, pero que sí fue directivo de la Asociación Rural del Paraguay y un ganadero destacado en la zona.

“Estamos convencidos de que hay una red metida adentro. (No fueron solo ) una o dos personas (las que cometieron el crimen). Eso fue un ajusticiamiento”, añadió.

Sobre el traslado del ganado robado, dijo que no se explica cómo pudo haber ocurrido, pero que sí hubo corrupción o implicancia de funcionarios estatales.

“Se fabrican guías, casi yo diría que se trafica. Debería haber una suerte de control cruzado. Yo no manejo la documentación con lo que se movieron los animales, con los camiones han hecho cambio de matrícula. Lo más probable es que hayan falsificado las guías”, sostuvo.

Finalmente, insistió en que los organismos de seguridad del Estado deben tener más recursos y que se debe hacer una planificación en cuanto a la seguridad de los establecimientos ganaderos.

El fiscal Arriola informó que el sospechoso es el capataz de la estancia, que habría actuado con este grupo. Hasta el momento hay tres detenidos en relación a este caso y el ganado robado fue encontrado en Belén, Concepción.

Fuente:

Publicidad