28 de julio de 2019 11:41 AM
Imprimir

La raza Angus pisa fuerte en el país

oncentra el 55 por ciento de la hacienda argentina y en los últimos años consolida su presencia en los rodeos del país y en la exportación. Se lucirá en Palermo

Al cierre del 2019, la Asociación Argentina de Angus alcanzará un índice de exportación de carne certificada cercana a las 3.000 toneladas e informará el envío de los primeros cortes de carne enfriada Angus al mercado Chino.

El dato, se complementa con un acuerdo celebrado con la Cámara de Importadores de Carne de Estados Unidos (Mica), que permitirá el ingreso de carne argentina Angus en diferentes estados de Norteamérica.

La raza viene creciendo en forma sostenida y con sus cruzas alcanza más del 70 por ciento del rodeo del país, al tiempo que el 55 por ciento de la hacienda argentina es Angus, según datos del sector

Con esta premisa, los criadores y la cadena de la actividad bovina ligada a la raza encuentran en la exposición Rural de Palermo _que arrancó esta semana_ una vidriera que permite mostrar su potencial. Pero también oficiará como una caja de resonancia de los límites y dificultades que enfrentan en el sector, vinculadas esencialmente con el aspecto financiero y crediticio para ganar y sumar escala.

“En Palermo, estamos con un 20 por ciento más de animales que año pasado y nos preparamos para vivir la 133ª exposición rural de ganadería con 572 animales entre terneros, hembras y machos”, remarcó Alfredo Guzman, presidente de la Asociación que nuclea la raza.

Al mismo tiempo, indicó que están trabajando junto a la Confederación Latinoamericana de Países Productores de Angus (Colappa) para iniciar un intercambio de genética junto Uruguay. Brasil, Ecuador y Perú.

Guzmán, remarco que los problemas del segmento no pasan por la razas ganaderas, sino por las dificultades crediticias para los remates con el objetivo de atenuar la faena de hembras que pronto alcanzará un guarismo cercano al 42 por ciento.

“No se está preservando el futuro. No estamos reteniendo vientres y como consecuencia se está perdiendo la fábrica”, expresó el empresario agregando que siete asociaciones le han notificado este problema al gobierno nacional con el objetivo de actuar de forma inmediata para preservan una ganadería reconocida como símbolo en todo el mundo.

Largo recorrido. Según los organizadores, la nueva edición de la Rural de Palermo que se desarrolla a partir de esta semana y hasta el domingo 4 de agosto próximo, será visitada por más de 1 millón de personas.

La muestra que abrió sus puertas en el transcurso de esta semana, cuenta con 4.000 animales y todas las provincias del país representadas por sus recursos agroalimenticios y otras particularidades.

Cabe destacar, que las razas representadas por su alto nivel de genética y las cabañas más importante del país, resumen -durante estos días- toda la combinación de técnicas precisas para expresar su desarrollo en un trabajo de 2 a 3 años previos.

la agenda de reclamos. Por ahora, todas las miradas están centradas a la inauguración oficial que se realizará el primer sábado de agosto y contará con el discurso de su presidente, Daniel Pelegrina.

Hace unos meses, este funcionario habló de la falta de competitividad de los sectores y la necesidad de comenzar a generar trabajo a través del valor agregado. También manifestó que le preocupaba la realidad productiva de muchos sectores y los reiterados inconvenientes por logísticas nunca resueltos.

Asimismo, consideró que estos factores influyen en el crecimiento de las exportaciones y su aprovechamiento de manera más rentable.

Una de las molestias más marcada de Pelegrina ha sido la ausencia de entendimientos para avanzar sobre una nueva ley de semillas; por eso, muchos analistas intuyen que será un tema central de su discurso.

La traba está en el tratamiento diferencial impositivo que pide la industria y la Sociedad Rural Argentina no comparte.

Por su parte, se sabe que no estará ausente el planteo por el tema de las retenciones y el pedido para que se vaya a una revisión de los derechos de exportación y se haga un esfuerzo fiscal para impulsar la baja, aunque siempre pesando primero en que segmento de la producción los necesita de forma inmediata.

Ahí, juegan las economías de las regiones por encima del complejo sojero, considera Pelegrina con una visión muy clara sobre la zona productiva de donde es oriundo.

“Es una realidad histórica que se viene reclamando hace 25 años. No significa que no reconozcamos la capacidad instalada de la agroindustria del país, pero sí consideramos que es necesario aumentar la producción —con ayuda- desde las zonas más alejadas de los puertos. Sería una forma de devolver lo que está reclamando el gobierno, que es más trabajo, producción, exportaciones y desarrollo para la Argentina”, afirmó agregando que pasaron los momentos buenos donde una cosecha acomodaba los problemas económicos del país.

“Hay que buscar otros motores de desarrollo que pueden ser la minería, el turismo y los hidrocarburos. Otras turbinas que impulsan la salida de las crisis que atraviesa la Argentina; así cuando a uno le va mal, los otros compensan. No se pueden tener siempre las expectativas puestas sobre un solo hombro”, dijo.

Fuente:

Publicidad