30 de agosto de 2010 09:43 AM
Imprimir

Ganaderos prevén inconvenientes con el nuevo régimen de vacunación antiaftosa

Productores advirtieron que la vacunación parcial contra la aftosa en la segunda campaña anual podrían acarrear inconvenientes en la logística del operativo. Los productores habían pedido que los cambios comiencen a aplicarse recién el año próximo.

Los ganaderos advierten inconvenientes logísticos por la vacunación parcial contra la aftosa en octubre.
LOS NUMEROS
$4,25 es el precio por animal que deberán abonar los productores para la segunda campaña antiaftosa.

EL DATO
En la primera campaña contra la aftosa se vacunaron 5.014.000 cabezas en Corrientes. En la segunda, donde se exceptuarán toros y vacas, se prevé que el número descienda a 3 millones.

Las modificaciones en el sistema de vacunación contra la fiebre aftosa, que comenzarán en la segunda campaña anual contra la enfermedad, que en Corrientes se pone en marcha el 15 de octubre, implicarán beneficios para el bolsillo de la mayoría de los productores. No obstante, los ganaderos correntinos sostienen que la modalidad de vacunar sólo las categorías menores resultará inconveniente en el operativo, por cuestiones logísticas. Además, avizoran trastornos en la comercialización de ganado con la provincia de Buenos Aires, ya que para los bonaerenses el procedimiento será distinto al del resto del país.
La Resolución 181/2010 del Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa), que rige desde principios de este año, dispone una modificación en la estrategia de vacunación contra la fiebre aftosa, mediante la cual se ejecuta una campaña de inmunización total y en la restante sólo se vacunan a las categorías menores, exceptuando toros y vacas. La cobertura total ya se desarrolló en el primer operativo del año, por lo cual en octubre los ganaderos correntinos deberán vacunar sólo terneros, novillos y vaquillonas.
Según explicó el Senasa, la medida reconoce como fundamento técnico-científico la alta cobertura vacunal del rodeo bovino luego de 16 campañas totales y consecutivas desde 2001.
No obstante al apoyo que brindaron a la medida en un primer momento, por los beneficios que acarreará la medida en gastos sanitarios, los ganaderos de Corrientes prevén que habrá inconvenientes logísticos a la hora de implementar el nuevo régimen de vacunación. Por ello habían solicitado la aplicación del nuevo sistema recién a partir de la primera campaña de 2011, aunque la solicitud fue negada por el Senasa debido a cuestiones logísticas con el laboratorio fabricante de las dosis.
En primer lugar, los productores sostienen que a pesar de que se vacunen sólo las categorías menores, en la segunda campaña anual deberán mover toda la hacienda, ya que a esa altura del año los terneros (que habitualmente nacen entre julio y septiembre) están pegados a sus madres. "Vamos a tener que hacer todo un movimiento en vano, porque sólo tenemos que vacunar a los menores", explicó a El Litoral un productor del departamento Mercedes, quien consideró que una mejor medida era comenzar con la inoculación parcial recién en abril de 2011, cuando los juveniles estén "destetados" y el movimiento pueda ser menos engorroso.
Otro de los inconvenientes podría darse en la comercialización de la hacienda, ya que el Senasa dispuso -a pedido de los productores- que la provincia de Buenos Aires se vacunará todo el rodeo en octubre, y en la primera campaña de 2011 la cobertura será parcial. Según explicó a El Litoral el titular de la Fundación Correntina para la Sanidad Animal (Fucosa), los ganaderos que comercialicen toros y vacas a esa provincia durante o luego de la segunda campaña antiaftosa, deberán realizar una vacunación previa al envío de la tropa, ya que en ese distrito todo el rodeo deberá estar inmunizado, lo que significa un nuevo gasto sanitario para el productor.
En este contexto, el secretario de la Producción, Cristian Vilas, comentó a este medio que en su momento la Provincia realizó un pedido al Senasa para que la modalidad parcial de vacunación sea implementada a partir de abril del año próximo. Sin embargo, en la Dirección de Sanidad Animal del ente sanitario nacional desestimaron el pedido, aduciendo que la cantidad de dosis ya estaba pedida al laboratorio fabricante.
No obstante, el ex presidente de la Sociedad Rural de Goya explicó que el año próximo se intentará abordar una estrategia conjunta con las provincias del NEA y la Mesopotamia para poder implementar la vacunación más conveniente para la provincia.

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *