2 de septiembre de 2010 19:20 PM
Imprimir

Rusia prolonga la prohibición de exportar cereal a septiembre de 2011

El primer ministro ruso, Vladímir Putin, anunció hoy que la prohibición para la exportación de cereales, impuesta el mes pasado hasta finales de año, regirá al menos hasta septiembre de 2011

Putin declaró en una reunión del Gobierno que se podrá "revisar la prohibición de las exportaciones de grano sólo después de que se recoja la cosecha del año que viene y se tengan claras las existencias".El Gobierno ruso contabiliza los acopios de los cereales tras la cosecha entre finales de septiembre y principios de octubre, según la agencia oficial rusa Itar-Tass.El jefe del Gabinete de Ministros subrayó que lanza esta advertencia "para evitar el nerviosismo y garantizar unas condiciones estables y predecibles para la actividad económica de todos los actores del mercado".Putin indicó que el anuncio inicial sobre el embargo provisional para las exportaciones de grano desde el 15 de agosto hasta el 31 de diciembre de este año ha llevado a los vendedores a "retener el grano a la espera de los futuros pasos" del Gobierno.Por tanto, señaló que productores y vendedores, en vez de acaparar grano, "deben trabajar con tranquilidad, partiendo de las condiciones dadas y guiándose por las necesidades del mercado interno".Rusia sufrió este año una ola de calor sin precedentes que causó numerosos incendios forestales y una grave sequía, que ha arrasado más de diez millones de hectáreas de cultivos, acabando con la cuarta parte de los cultivos de cereales de este país.Esto llevó a Putin a anunciar el pasado 5 de agosto la suspensión de las exportaciones de trigo, centeno, cebada, maíz, harina de trigo y de centeno hasta finales de año.El ministerio de Agricultura confirmó hoy que la cosecha de este año será de entre 60 y 65 millones de toneladas de grano, frente a los 97 millones recogidos en 2009, y consideró posible recoger en 2011 entre 85 y 90 millones de toneladas.El presidente ruso, Dmitri Medvédev, aseguró a su vez que, sumando a la cosecha de este año las reservas de 2009, de entre 21 y 25 millones de toneladas, el país dispondrá de una "cantidad suficiente para satisfacer las necesidades internas de cereales de alimentación y para el ganado".Entre julio de 2009 y julio de este año Rusia exportó 21,4 millones de toneladas de cereales, y hasta la entrada en vigor del embargo el pasado 15 de agosto vendió al exterior otros tres millones de toneladas.El líder ruso aseguró que la sequía no provocará un déficit de alimentos básicos en el país y exigió castigar a los especuladores culpables de las subidas infundadas de los precios."No faltará carne, leche ni azúcar", declaró Medvédev en una reunión del Consejo de Estado, órgano consultivo del Kremlin integrado por los gobernadores de las regiones rusas, a los que exigió "supervisar los precios de los alimentos básicos".El jefe del Kremlin reconoció que Rusia vive "un año muy complicado" debido a la ola de calor, la sequía y los incendios forestales, pero insistió en que "en el país no hay premisas de déficit de alimentos".

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *