20 de octubre de 2019 13:09 PM
Imprimir

Entran en vigor los aranceles de EEUU a productos agrícolas de la UE

Los aranceles de EEUU a los productos agrícolas de la Unión Europea entraron ayer en vigor por valor de 7.500 millones de dólares a bienes de los países de la Unión Europea que afectarán principalmente a España, Alemania, Francia y Reino Unido.

La Oficina del Representante de Comercio de EE.UU. anunció ante los representantes de la industria que la imposición de aranceles del 10 % y 25 % sobre ciertas mercancías importadas desde la Unión Europea, planificada previamente, entraron en vigor ayer según lo estipulado.

La Organización Mundial del Comercio (OMC) autorizó el lunes la medida que representa un modo de respuesta ante las ayudas públicas recibidas por el consorcio aeroespacial europeo Airbus, competidor directo del estadounidense Boeing, y permitió sancionar a los países que toman parte en la fabricación de los aviones Airbus: el Reino Unido, Francia, Alemania y España.

EE.UU. decidió imponer aranceles del 10 % a los aviones de Airbus y del 25 % a una serie de productos de los mencionados países por un valor de 7.500 millones de dólares. Entre las mercancías afectadas se encuentran los vinos de Francia, España y Alemania, el whisky escocés e irlandés, así como quesos, carne congelada, aceite de oliva, algunos productos lácteos y de cerdo.

Luego de que la OMC hizo pública su determinación, la Oficina del Representante Comercial de Estados Unidos (USTR) dio a conocer que impondría aranceles del 10 por ciento a los aviones Airbus, y del 25 por ciento a una gama de productos como los vinos de Francia, los whiskies escoceses e irlandeses, y quesos de toda Europa.

Agro el más afectado

Dentro del listado de mercancías golpeadas por las tarifas se incluyen, también, aceitunas, aceite de oliva, café, galletas, mantequilla y carne de cerdo, entre otras.

Según informó a la agencia Reuters, la USTR le confirmó a las industrias que los gravámenes planificados del 10 y el 25 por ciento entrarían en vigor este viernes, de acuerdo con lo previsto.

La aplicación de estas tarifas está en correspondencia con la controvertida política arancelaria impulsada por Trump, quien ha usado los impuestos para enfrentar disputas comerciales, a pesar de recibir críticas de economistas y empresarios que consideran perjudiciales tales gravámenes.

A decir del diario The New York Times, esta medida contra la UE podría elevar los precios para las empresas y clientes estadounidenses que importan productos de Europa, con afectaciones para aerolíneas, fabricantes y consumidores.

El bloque comunitario, por su parte, está a la espera de que la OMC se pronuncie en un caso paralelo sobre las ayudas estadounidenses a Boeing, y advirtió a Washington que podría adoptar medidas similares contra Estados Unidos.

Tal desenlace sumaría más presión sobre los sectores empresariales norteamericanos, que ya se han visto golpeados por la guerra comercial desatada por Trump con China y que también ha estado marcada por las subidas de gravámenes multimillonarios.

Hace dos días, al ser recibido por Trump en la Casa Blanca, el presidente de Italia, Sergio Mattarella, expresó que las tensiones comerciales no son buenas para nadie y que la imposición de gravámenes es contraproducente y perjudicial para las economías.

UE responde

La Unión Europea (UE) notificó que «no tiene más opción» que tomar represalias ante los aranceles impuestos en su contra por EE.UU. en relación con la disputa de Airbus, anunció este viernes en un comunicado.

Tras la decisión de Estados Unidos de aplicar contramedidas contra las importaciones de la UE como consecuencia de la disputa de Airbus de la Organización Mundial del Comercio (OMC), la Comisionada de Comercio, Cecilia Malmström, indicó que lamenta la elección que ha tomado el gobierno estadounidense.

“Lamentamos la elección de Estados Unidos de avanzar con los aranceles. Este paso no nos deja otra alternativa que seguir a su debido tiempo con nuestros propios aranceles en el caso de Boeing, donde se ha encontrado que EE. UU. Infringe las normas de la OMC.

Malmström, sostuvo que la imposición de aranceles entre sí no sirve a los intereses a largo plazo de nadie.

“Infligirá un daño muy significativo a la cadena de suministro altamente integrada de los sectores de la aviación en los EE. UU. Y la UE y provocará daños colaterales a muchos otros sectores que ya sufren las tensiones comerciales actuales”.

En su comunicado Malmström, señaló que se ha descubierto que tanto la UE como los EE. UU. Infringen las normas de la OMC.

“Como los fabricantes de aviones más grandes del mundo, la UE y los EE. UU. Tienen la responsabilidad conjunta de sentarse y negociar un acuerdo que sea equilibrado y que cumpla con la OMC”.

Y añadió “Este mes de julio, la UE ha compartido propuestas concretas con los EE. UU. Sobre los subsidios de aeronaves existentes claramente identificados y sobre el apoyo futuro a nuestros respectivos sectores de aeronaves. Esta oferta permanece sobre la mesa”.

Por último, dijo que la Comisión supervisará el impacto de las contramedidas estadounidenses anunciadas en los productos europeos en cuestión, especialmente en el sector agrícola.

“La Comisión Europea se compromete a defender a las empresas, los agricultores y los consumidores europeos” finaliza la declaración.

Trump y los aranceles a la Unión Europea

La larga batalla entre Airbus y Boeing es apenas una de las muchas tensiones transatlánticas que se agudizaron desde que Trump entró a la Casa Blanca en 2017.

Desde entonces, el presidente estadounidense emprendió una política proteccionista que se hizo ver rápidamente en la imposición de aranceles al acero y al aluminio importado por Estados Unidos de la Unión Europea y otros aliados. Simultáneamente, el presidente estadounidense agitó la bandera de gravar los autos importados.

Firmas europeas muy diversas, como vinerías, fabricantes alemanes de herramientas o productores de whisky escocés, han clamado por lograr que Washington abandonara la idea de imponer aranceles.

El presidente de Estados Unidos y el de la Comisión Europea Jean Claude Junker pactaron en julio del año pasado un alto el fuego en el conflicto para emprender negociaciones que finalmente no llegaron a nada.

Fuente:

Publicidad