8 de septiembre de 2010 17:51 PM
Imprimir

La Cuota Hilton se repartió entre pocos

La política de carnes instrumentada desde 2007 por el secretario de Comercio Interior, Guillermo Moreno, fue capaz de varios milagros . No solo provocó la desaparición de 10 millones de cabezas de ganado y que los precios de la carne subieran 100% en apenas un año . También redujo casi 40% el número de empresas frigoríficas que participaban del mejor negocio del sector, la exportación de Cuota Hilton a Europa.

La ONCCA, el brazo ejecutor de esa política, informó ayer que el titular del organismo, Juan Manuel Campillo, firmó la Resolución 3244/10, que adjudicó las 28.000 toneladas de Hilton correspondientes al ciclo comercial 2010/11, que se inició en julio pasado. La buena noticia fue que esta vez la demora oficial fue de solo 2 meses, contra los 9 meses de tardanza del periodo anterior. ¿La mala noticia? Que se consolida la concentración de un negocio de más de 300 millones de dólares anuales . La ONCCA precisó que quedaron en carrera para exportar cortes vacunos caros a la Unión Europea 45 plantas frigoríficas y 31 proyectos de productores. Dos años atrás, las plantas beneficiadas habían sido 79. Y los grupos ganaderos que recibieron parte del cupo llegaban a 40. Esta debacle comenzó en 2008, cuando Moreno y el ex titular de la ONCCA, Ricardo Echegaray, se empecinaron en modificar criterios de distribución que, hasta ese momento, habían servido para “democratizar” el negocio. Desde la última distribución realizada en base a los parámetros históricos, en el ciclo 2008/09, un total de 27 firmas frigoríficas se han visto obligadas a renunciar a exportar Hilton. Hoy solo quedan en carrera 40 empresas (algunas de ellas tienen varias plantas). La contracara es ínfima. En el último ciclo la ONCCA otorgó Hilton a sólo 2 frigoríficos nuevos: el marplatense Liminal y el santiagueño Forres/Beltrán. En este caso, la ONCCA flexibilizó las condiciones requeridas para otorgarle 118 toneladas. De las cuarenta empresas que quedaron en carrera, las primeras diez recibieron más de la mitad del volumen distribuido entre la industria, unas 25.200 toneladas. Aunque le asignaron casi 1.000 toneladas de menos, JBS (ex Swift) fue el grupo más favorecido, con 2.045 toneladas. En ese lote, como es costumbre, figuran Arre Beef, Gorina, Rioplatense, Quickfood, Finexcor, Friar, La Anónima, Logros y Mattievich.

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *