2 de febrero de 2020 13:58 PM
Imprimir

Fernando Brys produce hidromiel en Misiones: “Creamos un modelo nuevo para áreas tropicales y subtropicales”

CompartiremailFacebookTwitterLa chacra se ubica en Leandro N. Alem, a 80 kilómetros de Posadas, en Misiones. Hoy (y luego de mucho trabajo ya que el suelo se encontraba degradado por sucesivas temporadas de producción de tabaco) en este predio de 25 hectáreas la empresa familiar Brys consult Meadery creó un modelo concebido para regenerar biodiversidad, eliminar […]

La chacra se ubica en Leandro N. Alem, a 80 kilómetros de Posadas, en Misiones. Hoy (y luego de mucho trabajo ya que el suelo se encontraba degradado por sucesivas temporadas de producción de tabaco) en este predio de 25 hectáreas la empresa familiar Brys consult Meadery creó un modelo concebido para regenerar biodiversidad, eliminar el uso y dependencia de agroquímicos, dar valor agregado en origen y cerrar el ciclo de producción ‘in situ’.

(Nota: “Meadery” significa “lugar donde se produce hidromiel” y a falta de un término equivalente en castellano y debido a la prohibición de utilizar la palabra “bodega” que se restringe al vino, se termina usando este anglicismo).

“Nosotros creamos este emprendimiento para regenerar la biodiversidad, que es un reto global e ineludible, no sólo para Misiones sino para todo el mundo”, cuenta Fernando Brys, “meadmaker” y director del proyecto familiar que produce miel para elaborar hidromiel, una bebida alcohólica antigua y gourmet, muy consumida en Europa que aquí también está teniendo su público.

“El proceso productivo está basado exclusivamente en la biodiversidad”, continúa. “Regeneramos flora nativa y cultivamos frutos tropicales para incrementar la oferta de flores y así generamos variedad, cantidad y calidad de néctar, polen y mielatos para nuestras abejas. De esta manera obtenemos miel y esa es nuestra principal materia prima: mieles que resultan ser una expresión exacta del lugar para elaborar hidromiel”.

Brys cuenta que comenzó desde muy pequeño a buscar alternativas superadoras para el sector rural de Misiones, gracias a un desafío planteado por su padre. “Tenemos que rediseñar nuestra provincia y buscar alternativas mejores para preservar la selva”, le dijo cuando era chico. Hoy Fernando tiene muy claro que no sólo se debe preservar la biodiversidad sino que el reto es buscar un mecanismo para sostener, incrementar y enriquecerla. Ese -enfatiza- es su trabajo.

“Erradicar desmontes y agrotóxicos requiere un enfoque, conocimientos y tecnología completamente diferentes a los que nos han acostumbrado en Misiones. En este escenario algunos modelos resultan obsoletos, así que fuimos a aprender de algunos de los más expertos del mundo para trabajar en la chacra”.

Hoy la empresa familiar elabora hidromieles en ediciones limitadas y ha logrado un ciclo de producción cerrado (diseño, producción, cosecha, elaboración y fraccionamiento), convirtiéndose en la primera Meadery de Misiones.

“Hemos obtenido una mención de honor a la proyección internacional de la Confederación Económica de Misiones, nuestro trabajo fue declarado de interés provincial y recibimos una medalla de oro en una competición a nivel mundial, la primera en la historia de la provincia de Misiones”, dice con entusiasmo.

“Trabajamos a pedido y nos involucramos con el cliente para que a los dos nos sume valor. Hemos realizado distintas actividades gastronómico/turísticas donde han venido chefs a cocinar con la premisa de encontrar todos sus recursos en la chacra. También hacemos reuniones de negocios y catas”, describe.

Y finaliza: “Quiero generar cambios en mi región y en todo el país, trabajar desde mi pueblo para impulsar otro modelo productivo en toda la Argentina. Este emprendimiento es un tributo al monte, a la provincia y una puesta en valor de la producción rural en la chacra”.

Fuente: Bichos de Campo

Publicidad