19 de febrero de 2020 10:58 AM
Imprimir

Piden cuidar inmunidad de vacunas contra aftosa

Uruguay : MGAP ya distribuyó 13 millones de dosis para este período.

Pablo Antúnez

Garantizar la cadena de frío de las vacunas contra fiebre aftosa y hacer un buen manejo durante su aplicación, es clave para mantener la buena inmunidad de todo el rodeo bovino. El Ministerio de Ganadería, Agricultura y Pesca (MGAP) ya distribuyó 13 millones de dosis, destinadas a inmunizar todo el rodeo bovino en este período de febrero.

El director de Sanidad Animal del MGAP, Carlos Fuellis, hizo algunas recomendaciones a los productores para conseguir la inmunidad deseada, que es la que permite seguir exportando a los mercados más selectos, como es el caso de Japón, Unión Europea, China o Estados Unidos, entre otros. En ese sentido, Uruguay se sigue diferenciando de la región.

“La vacuna nunca debe estar sometida a temperatura por debajo de los 2°C, ni por encima de 8°C”, para que no haya problemas con su inmunidad, dijo Fuellis. A su vez, en la conservadora que se lleva al tubo con las dosis a ser aplicadas en el ganado, “debe ir refrigerante y no debe ocupar un espacio mayor a los tres cuartos. Eso da la garantía de que la cadena de frío se va a estar respetando en todo el contenido de la vacuna”, explicó el veterinario.

Las jeringas deben estar calibradas y desinfectadas, por lo menos se recomienda tener dos. “Se deben aplicar dos centímetros por animal y hay que chequear que las jeringas inyecten eso, ni más, ni menos”, aclaró Fuellis.

La vacuna se debe aplicar en forma subcutánea, “en las tablas del cuello, que es el corte de menor valor, para evitar abscesos en otros cortes de mayor al momento de faenar los animales”, agregó el jerarca. Los abscesos se transforman en pérdidas significativas durante la faena, pues son decomisados en el proceso.

El MGAP recomienda utilizar agujas calibre 12×18 en bovinos menores de dos años y 15×18 para los adultos. Las agujas se deben reemplazar periódicamente para evitar tumores e infecciones en los animales. Mientras que se espera que se llene de bovinos el tubo, hay que colocar la jeringa dentro de la caja con refrigerante y evitar su exposición al calor. De ese modo, no se pierde inmunidad.

No menos importante es evitar el estrés en el ganado, dejarlo descansar en las mangas, no tenerlo mucho tiempo encerrado y manejarlos con calma, garantizando el bienestar animal.

Fuellis recomendó ir llevando pequeños lotes de ganado a las mangas para inmunizarlos, junto con las dosis de vacuna justas que se requieren. “Si encierro el ganado por largos períodos, causo estrés y corro riesgos”, aclaró el veterinario, buscando garantizar las buenas prácticas de manejo que los productores ya tienen claro.

La vacunación debe quedar registrada en la planilla de control sanitario de cada predio y el período actual de inmunización contra la fiebre aftosa va hasta el próximo 15 de marzo. En la página del MGAP: MGAP.gub.uy hay un instructivo que el productor puede revisar ante cualquier duda. Como en años anteriores, el MGAP controlará los predios

Fuente: El Pais

Publicidad