29 de febrero de 2020 10:57 AM
Imprimir

Agricultores británicos exigen que ley consagre los estándares alimentarios

CompartiremailFacebookTwitterEl gremio de los productores agrícolas británico pide al gobierno mantenerse firme en las negociones comerciales para garantizar que futuros acuerdos estén a la altura de los valores agrícolas y consumidores del Reino Unido. Ante los rumores de permitir la importación del pollo dorado y otros productos de baja calidad en las conversaciones comerciales con Estados Unidos, los productores del Reino […]

El gremio de los productores agrícolas británico pide al gobierno mantenerse firme en las negociones comerciales para garantizar que futuros acuerdos estén a la altura de los valores agrícolas y consumidores del Reino Unido.

Ante los rumores de permitir la importación del pollo dorado y otros productos de baja calidad en las conversaciones comerciales con Estados Unidos, los productores del Reino Unido piden que se regulen las normas sobre estándares mínimos para las importaciones.

En recientes encuentros entre los gremios de productores agrícolas con autoridades del gobierno británico, los agricultores presionan para que se consagren en la ley las normas alimentarias para evitar la traición de los consumidores, posterior al Brexit.

La presidenta de la Unión Nacional de Agricultores, Minette Batters, sostiene que los países que quieran comerciar con el Reino Unido, lo deben hacer en los términos que establezca la ley, por ello cree que se deben incluir en el proyecto de ley de agricultura, los estándares de las granjas del Reino Unido para la agricultura respetuosa con el clima.

Para los agricultores británicos, no se puede permitir que esas normas sean socavadas para favorecer la importación de bienes que sean ilegales para los productores británicos, pero no para aquellos de otros países.

Avalancha de productos baratos

Los agricultores británicos consideran que flexibilizar las normas de alimentos podría generar una avalancha de importaciones baratas que socavarán a los productores, que son sometidos a altos estándares.

Además, creen que, si se releja la legislación y si la Unión Europea prohíbe los productos del Reino Unido después del Brexit, los más afectados serán los productores británicos.

Gobierno debe liderar la ley de alimentos

Los productores agrícolas del Reino Unido consideran que el gobierno debe liderar el camino para impulsar una ley de alimentos de alta calidad y alto bienestar, no en suavizar al público para hacer que los alimentos de baja calidad sean más sabrosos.

No obstante, un portavoz del gobierno ha señalado que mantendrán los altos estándares ambientales, de seguridad alimentaria y el bienestar animal fuera de la Unión Europea y en cualquier acuerdo comercial.

Fuente:

Publicidad