4 de marzo de 2020 12:15 PM
Imprimir

Ya es oficial: las retenciones a la exportación de soja sube al 33%

El Gobierno le confirmó a la Mesa de Enlace el aumento del gravamen, pero segmentado. Productores de menos de 1.000 tn anuales no pagan el nivel más alto. Por ahora no hay paro.

Después de varias semanas en las que el rumor iba y venía, e incluso de un anuncio presidencial que no fue en la Asamblea Legislativa, ayer el Gobierno confirmó el aumento al 33% de las retenciones a la soja, desde el 30% actual, y precisó que habrá una segmentación para productores a partir de las mil toneladas de producción.
Este es el segundo aumento que se aplica sobre la exportación de soja en los casi tres meses de gobierno de Alberto Fernández. En diciembre elevó el tributo del 24,5% al 30%.
Los anuncios fueron formulados por el ministro de Agricultura, Ganadería y Pesca, Luis Basterra, a los integrantes de la Mesa de Enlace de entidades agropecuarias.
Los presidentes de la Sociedad Rural Argentina, Daniel Pelegrina; Coninagro, Carlos Iannizzotto; Federación Agraria Argentina, Carlos Achetoni; y Confederaciones Rurales Argentinas, Jorge Chemes, coincidieron en que fue una “buena reunión”, pero que no se iban conformes con el resultado.
En tanto, los dirigentes consultarán en lo inmediato con sus respectivas bases, desde donde pretenden realizar medidas de fuerza, a pesar de que por ejemplo las retenciones a la carne no subirán al 12% como había propuesto el Gobierno la semana pasada, y permanecerán en 9%.
Según pudo saber NA, la moneda de negociación en el diálogo con los ruralistas fue la segmentación que alcanzará a unos 42 mil productores pequeños y medianos, y alejados de los puertos, lo que significa entre 73% y 75% del sector.
A la reunión, que se extendió entre las 13 y las 15 en la sede del Ministerio de Agricultura, se sumaron Cecilia Todesca, vicejefa del Gabinete Nacional, y el presidente del Banco Nación, Eduardo Hecker, presencias que fueron vistas con agrado por parte de los dirigentes rurales.
 

  Luis Basterra con los referentes de la Mesa de Enlace

 Reabrirán el registro

En las próximas horas se publicará un decreto que reglamentará la apertura total del registro de Declaraciones Juradas de Ventas al Exterior (DJVE) que por ahora está abierto para algunos productos agrícolas, con excepción de la soja, trigo, maíz, girasol, arroz, maní y sus derivados.
Mientras que el Gobierno se comprometió a bajar las retenciones al girasol, maíz pisingallo y el girasol confitero, además de otros productos de economías regionales, en tanto que mantendrá en el 12% las del trigo y el maíz, como compensaciones al alza de 3 puntos a las de soja. El objetivo oficial es lograr una redistribución solidaria para reactivar las economías regionales. Por otra parte, desde el Gobierno se indicó que las medidas no persiguen un afán recaudatorio, ya que el 3 por ciento que se aumenta en las retenciones a la exportación de soja no irá al Tesoro nacional, sino que se redistribuirá en el sector y llegará a las economías regionales y pequeños productores.

 Por sector

Las fuentes añadieron que solo pagarán la alícuota del 33 por ciento los productores grandes de más de 1.000 toneladas de soja anual, que representan el 26 por ciento del total de los productores del país, que facturan más de 15 millones de pesos al año.
Los productores chicos, de hasta 500 toneladas, mejorarán su posición ya que hasta ahora pagan el 30 por ciento de retenciones a la soja y a partir de ahora abonarán menos. En promedio, los productores medianos de 501 a mil toneladas pagarán lo mismo que hasta ahora, el 30 por ciento. Los otros cultivos y sectores productivos quedarán igual o mejorarán su posición exportadora para estimular su producción.
En concreto mejorarán la pesca, las legumbres -lentejas, garbanzos, arvejas y porotos-, arroz, maní, porcinos, ovinos, embutidos, maíces especiales, harina y aceite de maíz.
Mantienen su condición tributaria los cultivos de maíz, trigo, sorgo, algodón, frutilla, limones, manzana, uva, hortalizas, papas, tomates, lechuga, carne bovina, leche y el vino, que quedarán en 5%.
La Mesa de Enlace y el Gobierno acordaron un espacio de revisión y diálogo para la búsqueda de mecanismos equitativos y de imposición y se llegó a la conclusión de que la recaudación es “neutra” y que la plata vuelve al campo.

Fuente: eltribuno.com

Publicidad