1 de abril de 2020 11:12 AM
Imprimir

El Gobierno interviene por 90 días el mercado de la carne vacuna

Obligará a los frigoríficos informar los precios promedios mayoristas toda la semana. Abrirá una investigación sobre posibles infracciones a la Ley de Defensa de la Competencia

El Gobierno nacional estableció que la industria frigorífica de carne bovina deberá informar semanalmente la cantidad de kilogramos de media res y cueros vendidos diariamente y sus respectivos precios promedio, los cuales se difundirán al público.

La medida fue dispuesta a través de la resolución 103/2020 de la Secretaría de Comercio Interior, publicada hoy en el Boletín Oficial, y se argumenta en que “en el marco de esta situación de emergencia” producto del coronavirus “se han observado desequilibrios en el mercado de la carne vacuna, producto de distorsiones en materia de precios”.

La semana pasada, el ministro de Agricultura Luis Basterra había desmentido una posible intervención en el mercado de las carnes.

 “Transparentar el proceso”

Según informó el Gobierno, para revertir la situación generada por la dispersión de precios se creó en la órbita de la Subsecretaría de Acciones para la Defensa de los consumidores un régimen informativo. Están alcanzadas todas las empresas que se encuentren inscriptas ante la Administración Federal de Ingresos Públicos (Afip), como actividad principal o secundaria, la matanza de ganado bovino; el procesamiento de carne de ganado bovino; las operaciones de intermediación de carne excepto consignatario directo, pero que comprende matarifes abastecedores de carne.

También abarca la venta al por mayor de carnes rojas y derivados, incluyendo abastecedores y distribuidores de carne.

“Ante la dispersión de los precios de la carne en las carnicerías, la cual no se justifica en un aumento de la hacienda en pie o valores de logística, decidimos crear este régimen informativo para transparentar el proceso de comercialización”, indicó la secretaria de Comercio Interior, Paula Español.

En este sentido, la funcionaria añadió que esta acción pretende “clarificar el precio de venta de los frigoríficos para poder hacer un seguimiento a través de inspecciones y controles que estamos realizando también en las carnicerías para que se respete el valor del 6 de marzo”.

Obligación

Los sujetos alcanzados por la medida deberán, el último día hábil de la semana de cada mes calendario, informar a la Subsecretaría la cantidad diaria de kilos de media res y cuero vacunos comercializados, su precio promedio diario de venta por unidad de medida y la categoría de origen de tales productos.

Comercio Interior señaló que “en el marco de esta situación de emergencia se han observado en los últimos tiempos determinados desequilibrios en el mercado de la carne vacuna, producto de distorsiones en materia de precios en las distintas etapas de la cadena de comercialización, que comprenden desde la producción hasta su comercialización final”.

“Esto se tradujo en incrementos en el precio a las y los consumidores de carne vacuna, que no parecen guardar relación con la evolución de los principales componentes del costo de cada uno de los eslabones de la cadena, ni con la situación económica general”, afirmó el área que conduce Español.

Por lo tanto, consideró que “con el objeto de transparentar la intervención de los distintos agentes económicos de la cadena y resguardar, en última instancia, al consumidor final corresponde establecer un régimen informativo de precios de la industria frigorífica de la carne vacuna y sus derivados”.

Investigación

Este régimen, que se extenderá por 90 días, contempla el deber de informar de manera periódica, la cantidad de kilogramos de media res y cueros vendidos diariamente y sus respectivos precios promedio.

También comprende publicar, con acceso público, precios de referencia de media res y cuero con el objeto de transparentar las operaciones en la cadena de carne vacuna y así evitar distorsiones o conductas abusivas en interés de todos los participantes del mercado.

En este contexto se profundizarán los controles para determinar posibles infracciones a la Ley de Defensa de la Competencia por aumentos de precios injustificados de las carnes, destacó el Ministerio de Desarrollo Productivo en un comunicado.

Fuente: AgroVoz

Publicidad