14 de abril de 2020 12:29 PM
Imprimir

En España la exportación de porcino, al alza a la espera de saber el impacto del coronavirus

Las ventas en enero llegaron a 7,9 millones de euros, frente a los 7,2 millones de ese mes en 2019

La exportación de la carne de porcino de las empresas salmantinas continuó creciendo en enero a pesar de que ya entonces habían surgido los problemas con el COVID-19 en China. Un hecho positivo, aunque habrá que esperar a los resultados de los meses de febrero y, sobre todo, de marzo, cuando los efectos de la pandemia se generalizaron en el país asiático y en el resto del mundo, lo que ha complicado el comercio internacional.

El Ministerio de Industria, Comercio y Turismo constató en enero de 2020 la venta por valor de 7,9 millones de euros de productos cárnicos del cerdo desde empresas salmantinas a otros países.

Los registros del primer mes del año superan los de 2019, cuando el montante de lo exportado por Salamanca se quedó en 7,2 millones de euros. El principal producto fue la carne fresca y refrigerada, con 4,74 millones de euros de facturación, mientras que de jamones ingresaron 2 millones y casi 1,2 por el tocino. Estos dos últimos sectores experimentaron un crecimiento significativo en comparación con enero del ejercicio anterior, mientras que la carne fresca registró una ligera bajada del 6%.

La evolución es positiva, aunque la incertidumbre reside en cuál habrá sido el comportamiento exacto en la exportación del porcino en febrero, cuando el mercado chino sufrió importantes restricciones que afectaron sobre todo al jamón (se cerraron supermercados y restaurantes), y en marzo, cuando los efectos de la pandemia ya fueron visibles en todo el mundo, datos para los que habrá que esperar aún varias semanas.

El sector del porcino se ha consolidado en el último año como el más importante desde el punto de vista exportador de la industria agroalimentaria de la provincia. En 2019 las ventas en el exterior ascendieron a 88,5 millones de euros entre carne fresca y refrigerada, jamones y tocino, frente a los 77,6 registrados en 2018. La carne fresca fue la principal razón del crecimiento debido a los problemas provocados por la peste porcina en Asia, lo que disparó las ventas a ese continente ante el elevado número de sacrificios para parar la enfermedad. Corea del Sur fue el mayor receptor de carne salmantina.´

Información patrocinada por COPASA.

Publicidad