29 de abril de 2020 22:06 PM
Imprimir

Bélgica: piden comer más papas fritas para evitar la pérdida del producto

Ante la crisis por el nuevo coronavirus, las empresas que elaboran el alimento indicaron que hay toneladas de papas fritas que corren el riesgo de malograrse.

Los productores de papas fritas en Bélgica instaron a los ciudadanos para que eleven a dos veces por semana el consumo del producto para impedir que se desperdicien aproximadamente 750 toneladas, que no han logrado salir al mercado por la pandemia de la COVID-19.

Por su parte, el portavoz del gremio de Belgapom, Romain Cools, expuso la preocupación de los fabricantes como asunto de supervivencia. “Comamos papas fritas dos veces por semana, en lugar de solo una”, indicó el representante.

La suspensión temporal de la mayoría de establecimientos comerciales ha evitado la venta habitual de uno de los productos más consumidos en el país europeo.

Asimismo, la exportación también se ha visto perjudicada por el coronavirus y considerando que Bélgica es uno de los principales productores del tubérculo en todo el mundo, además de papas fritas congeladas, ha obstaculizado la venta anual de 1.500.000 toneladas al extranjero.

De acuerdo a los medios locales, los negociantes belgas presentaron el pedido y comunicaron la donación de papas fritas a familias que lo necesiten para resistir durante la cuarentena.

Ante la abundancia de este valioso alimento, Belgapom ha decidido abastecer a los bancos de comida con 25 toneladas cada semana, por lo menos hasta fines de mayo.

“De esta manera, parte del stock de papa se utilizará y podemos evitar que una excelente comida, por la cual nuestros agricultores han trabajado tan duro, se pierda”, expresó Hilde Crevits, ministra de Agricultura, a Brussels Times.

Fuente: larepublica.pe

Fuente:

Publicidad