4 de mayo de 2020 12:23 PM
Imprimir

Conoce los alimentos que no debes congelar en esta cuarentena

CompartiremailFacebookTwitterLos alimentos que consumimos normalmente se testean en sus diversas presentaciones para comprobar su calidad, valor nutricional, consistencia y cambios que puedan sufrir. Con la cuarentena que cumplimos para evitar la propagación del coronavirus, estamos guardando en el refrigerador todo tipo de comidas, algunas en el congelador para que nos dure más tiempo. Pero ¿Es bueno […]

Los alimentos que consumimos normalmente se testean en sus diversas presentaciones para comprobar su calidad, valor nutricional, consistencia y cambios que puedan sufrir.

Con la cuarentena que cumplimos para evitar la propagación del coronavirus, estamos guardando en el refrigerador todo tipo de comidas, algunas en el congelador para que nos dure más tiempo. Pero ¿Es bueno congelar todo?

El Servicio de Inspección y Seguridad Alimentaria de Estados Unidos ha publicado directrices en este sentido, pues hay productos que, lejos de conservarse bien, pierden su sabor, su textura y hasta su valor nutricional.

“Poder congelar alimentos y estar satisfecho con la calidad después de descongelar son dos cosas diferentes. Algunos alimentos simplemente no se congelan bien”, se destaca.

Los alimentos que no deben congelarse:

  • Mayonesa: La descongelación de este producto lo convierte en una masa sólida sin apenas gusto ni textura.

  • Verduras y vegetales: En general tienen una gran cantidad de agua en su composición, como las lechugas. Al congelarse, estas estructuras se arruinan por los cristales de hielo que se forman y como consecuencia pierden su sabor y frescura. 

    Les va bien bajo un ambiente gélido a las zanahorias cortadas, brócolis, guisantes, maíz, granos cocidos o pimientos, siempre envasados al vacío y bien sellados.

    Si no podemos ir al mercado a diario, es mejor comprar los vegetales empacados previamente cortados que tuvieron un proceso de ultracongelación en la industria.

  • En el caso de las frutas, siempre que se guarden en bolsas herméticas, se mantendrán muy bien para comer, luego en forma de jugos.

  • Pasteles o tortas: La Guía del Consumidor Consumer indica que estos alimentos se agrietan en la descongelación. Es preferible dejarlos en la parte media del refrigerador, ya que pueden mantener su frescura original hasta por 4 días, luego estará un poco más húmeda de lo habitual.

  • Huevos: La clara es lo que mejor se conserva congelada. Los huevos en su cáscara no se preservan bien en un ambiente de congelación. Para evitar riesgos en la descongelación es mejor dejarlos en ambiente o en la puerta de la nevera.

  • Enlatados: Aunque casi todo puede congelarse, los enlatados forman parte de las excepciones, junto con los huevos en su cáscara. La recomendación es sacar el alimento de la lata para poder congelarlo.

  • Alimentos cocinados: Solo tendrán una buena descongelación si se guardan en recipientes herméticos. De lo contrario, los sobrantes de un almuerzo guardados de mala forma podrían representar un riesgo a la salud.

Los congelados pueden ahorrar muchas salidas a la calle, pero debemos tener en cuenta lo que funciona y lo que no, para no perder dinero.

Publicidad