3 de diciembre de 2009 08:02 AM
Imprimir

Los commodities agrícolas fueron la mejor inversión en el mes de noviembre

Las principales commodities agrícolas culminaron en el mes de noviembre con alzas en todas sus posiciones y repitieron el rendimiento positivo de octubre. La mejora se debe a la devalución de dólar frente a las demás monedas, así lo destacaron desde el Mercado a Término de Buenos Aires (MATBA).

Por Merino Soto

La suba en todos los precios de los granos se debe a la gran oferta de dólares estadounidenses que, combinado con tasas de interés muy bajas, ha ido promoviendo el constante debilitamiento de la moneda norteamericana como instrumento de resguardo.
En ese sentido, la soja para la posición mayo 2010 finalizó el lunes en u$s245 la tonelada, lo que significó una mejora del 9,37 por ciento. En el mes de octubre la suba fue del 6,6 por ciento.
La oelaginosa viene sufriendo un rebote después de una importante baja que se marcó el 2 de octubre, cuando llegó a u$s206 la tonelada, desde ahí obtuvo una ganancia del 19 por ciento.
Guillermo Disiervi, presidente del MATBA, sostuvo que los buenos precios en la soja estuvieron dados por una serie de razones que incluyen la “suba del petróleo y la magra cosecha en los Estados Unidos por las intensas lluvias que bajo la estimaciones”

LLUVIAS.
A esto hay que agregarle la falta de semillas para iniciar la siembra de soja en la Argentina, debido a la sequía que se viene prolongando desde el año pasado lo que originó que la calidad generara poco poder germinativo lo que está haciendo que bajen las expectativas de producción. Todo esto se suma a la falta de lluvias en la provincia de Córdoba, principal zona sojera del país.
Las últimas estimaciones privadas hablan una cosecha de 48 millones de toneladas, bajando 4 millones de las 52 millonesoriginales.
Para Mario Marincovich, corredor de cereales, las buenas cotizaciones “son porque las exportaciones americanas siguen siendo muy fuertes acompañado por la especulación de los fondos de inversión”.
En el caso del trigo para la posición enero 2010, el cierre fue de u$s150 la tonelada, en este caso la mejora fue del 12,85 por ciento. Mientras que el maíz (abril 2010) termino en noviembre con un 8,5% arriba y un precio final de u$s124,8 la tonelada.
En ambos casos, la suba se debe a las distintas oscilaciones que tuvieron los cereales dado a principio del año cayendo luego en junio, sin embargo en los últimos meses comenzaron nuevamente a subir.

CAÍDA.
Disiervi expresó que en el caso del trigo, “al autorizar la ONCCA la salida de algunas toneladas hizo que las exportadoras entraran al mercado tecnificando los precios  que estaban sumamente deprimidos”.
Por último, está el girasol que avanzó el pasado mes un 13,5% a u$S252 cada tonelada para la posición marzo de 2010.
Entre los motivos se cuentan la caída de la cosecha del aceite de palma en el sudeste asiático -un claro competidor en el mercado- y la pobre siembra pronosticada para la Argentina para 2009/2010. Según la Bolsa de Cereales, se producirá una caída del 32% respecto a la campaña actual.

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *