23 de julio de 2020 01:28 AM
Imprimir

Detectaron ganado bovino con rabia paresiante

El Senasa dispuso la obligatoriedad de vacunar a todo el ganado y otra serie de medidas para controlar el brote. La rabia causa la muerte en animales y en el hombre, por eso es muy importante la prevención.

Un brote de rabia paresiante afectó a seis animales de la especie bovina en el paraje Cancha Larga, ubicado a unos 5 kilómetros al sur de la localidad de La Leonesa, del departamento chaqueño de Bermejo.

La rabia paresiante es una enfermedad epidémica y recurrente causada por el virus rábico transmitido por el vampiro común Desmodus Rotundus

Foto Senasa . vampiro  Desmodus RotundusLa rabia paresiante es una enfermedad epidémica y recurrente causada por el virus rábico transmitido por el vampiro común Desmodus rotundus, que afecta principalmente a los bovinos, a los equinos, con menor frecuencia a otras especies domésticas, al hombre y a algunos animales silvestres y como es  mortal, es muy importante la prevención. Se deben vacunar a los animales susceptibles de contraer la enfermedad, como así también hay que realizar el control de vampiros.

El Senasa puso en marcha una serie de medidas sanitarias para controlar el brote.

Foto Senasa. vacunación obligatoria a la totalidad del ganado susceptible, en un radio de 10 kilómetros alrededor de cada caso afectado.

En ese sentido, el Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa) puso en marcha una serie de medidas sanitarias, luego de la confirmación de los análisis de laboratorio practicados en los animales, como la vacunación obligatoria a la totalidad del ganado susceptible, en un radio de 10 kilómetros alrededor de cada caso afectado. Están involucrados cerca de 9.800 bovinos, 1.400 porcinos, 1.400 ovinos, 1.700 caprinos y 2.800 equinos.

Ante este tema, que ha encendido un foco de alarma, se les solicitó a los productores que dejen constancia de la vacunación de sus animales en la oficina del Senasa sita en La Leonesa, una vez que haya sido efectuada. Deberán tener en cuenta además, que deberán revacunar al ganado entre los 30 y 60 días posteriores de recibida la primera dosis.

El Senasa estableció la prohibición de la faena y el consumo de animales hasta que se cumplan con los plazos de la vacunación y revacunación de todas las especies susceptibles en aquellos campos localizados a 10 kilómetros a la redonda.  En lo que respecta a los movimientos de invernada, volverán a realizarse después de la primera vacuna, con previo aviso al destino, donde se completará el esquema de vacunación.

Al respecto, Alexis Animendi, jefe de la oficina del Senasa La Leonesa, se dirigió a los productores para recordarles “la obligatoriedad de denunciar en la oficina del Senasa la existencia de animales con sintomatología nerviosaademás de avisar la existencia de posibles refugios de vampiros que serán georreferenciados y comunicados al Programa de Rabia”.

Los primeros síntomas observados en animales consisten en inquietud, falta de apetito, tendencia a aislarse y frecuentes vocalizaciones con un tono de voz diferente al habitual. Luego se observa depresión, deshidratación, con dificultad postural y ambulatoria, y finalmente la muerte.

Los brotes duran alrededor de 18 meses, con periodos ínter epidémicos sin la enfermedad de por los menos 3 o 4 años.

El Senasa recomienda evitar la manipulación de animales muertos o con sintomatología nerviosa y dar aviso inmediato a los teléfonos 0362- 4471156 / 3624-706001 ; a los correos electrónicos: leonesa@senasa.gob.ar o janimendi@senasa.gob.ar o a través de la aplicación Notificaciones Senasa disponible en Play Store, teniendo en cuenta que se trata de una enfermedad de denuncia obligatoria.

 Un ejemplar de aguará popé, otro caso de rabia en La Leonesa

Una especie de mapache sudamericano conocido como aguará popé, que deambulaba por la zona, fue atacado por perros.  Los vecinos del lugar, socorrieron al animal y se armó un operativo compuesto por personal de la Dirección de Fauna y Áreas Naturales Protegidas del Chaco y la Policía de la provincia.  El animal recibió asistencia sanitaria. Los médicos veterinarios que lo examinaron, advirtieron que presentaba sintomatología compatible con la rabia. El aguará murió horas más tarde, por lo que se procedió a realizar un examen de laboratorio que arrojó la confirmación del diagnóstico de los profesionales.

Un ejemplar de aguará popé, otro caso de rabia en La Leonesa

Foto especiesendemicas.com . Un ejemplar de aguará popé, otro caso de rabia en La Leonesa

El Senasa solicitó al Centro Especializado en Zoonosis del Chaco la identificación de la variante antigénica que actuó en ese animal.

Asimismo, se solicita a la población efectuar la vacunación contra la rabia a los animales de la especie canina y en caso de observar animales domésticos con sintomatología compatible con rabia dar aviso inmediato a las autoridades municipales.

Prestar la misma atención, en caso de observar animales silvestres con conductas que no son las habituales y evitar la manipulación.  Es importante dar aviso inmediato a la Dirección de Fauna y Áreas Naturales Protegidas de la provincia.

Fuente:

Publicidad