25 de julio de 2020 10:53 AM
Imprimir

Banco Nación reclamó por el balance de Vicentin, y elaboró un crítico informe

Un informe que terminaron la semana pasada técnicos para el banco estatal -en base a balances anteriores y otras fuentes- pone la lupa sobre una fuerte caída en activos de la empresa.

Luego de que Luciano Zarich -uno de los exinterventores designados por el Gobierno para la intervención en Vicentin-, le reclamara a Fabián Lorenzini, juez a cargo del concurso de la empresa, que exija a la firma la presentación del balance de 2019, la apoderada judicial del Banco Nación y gremios del sector también hicieron una presentación judicial en ese mismo sentido.
En tanto, un informe que terminaron la semana pasada técnicos para el banco estatal -en base a balances anteriores y otras fuentes- pone la lupa sobre una fuerte caída en activos de la empresa.
En rigor, según el trabajo de Alejandro Gaggero y Gustavo García Zanotti para el Banco Nación, los bienes de cambio (stock de materias primas, bienes terminados y semielaborados) pasaron de 714.326.000 millones de dólares en julio de 2019 a U$S 10.015.251 en febrero pasado.
Además, en el mismo lapso los créditos por ventas bajaron de 252.662.000 a 70.403.446 millones de dólares.
Por otra parte, tal lo dado a conocer por La Nación Rural, el informe da cuenta de una fuerte suba de las deudas comerciales: de U$S 107.246.000 a U$S 549.587.637.

UNA NEGATIVA VARIACION
“Los activos correspondientes a los créditos por ventas y los bienes de cambio tuvieron una variación negativa por U$S 886 millones entre julio de 2019 y febrero de 2020; del mismo modo, los pasivos comerciales aumentaron en U$S 442 millones en igual período de tiempo. De esta forma, estos movimientos dieron cuenta de un deterioro patrimonial por U$S 1328 millones. Desde ya, esta variación resultó ser inexplicable dado que ante tal aumento de las deudas debieran ser correspondidos por aumentos de los mencionados activos”, señala el informe de los técnicos para el Banco Nación.

LA NECESIDAD DE CONOCER BALANCES
La exportadora había tomado en el Banco Nación el equivalente a unos U$S 300 millones.
El viernes pasado, Eleonora Sartor, apoderada judicial de esa entidad, además de representantes del Sindicato de Obreros y Empleados Aceiteros y Desmotadores de los Departamentos General Obligado y San Javier, (Santa Fe) y del Sindicato Obreros y Empleados Aceiteros del Departamento San Lorenzo, señalaron en un escrito la necesidad de que la empresa dé a conocer su balance de 2019.
El 7 del actual, un informe de la Sindicatura destacó la evolución de la empresa en medio del concurso de acreedores, pero, entre otros puntos, señaló que todavía no pudo acceder a los estados contables cerrados a 2019.
Y los síndicos agregaron que fueron informados que los números están en proceso de cierre.

LO QUE CITA EL ESCRITO
“Resulta inadmisible que no se hayan manejado en la apertura de este proceso colectivo los estados contables trimestrales consolidados del balance anual de marras”, dice el escrito. Luego señala que “más inadmisible será” si la empresa tampoco responde a un pedido del juez en esa línea.
Y se agrega que de persistir en esa situación, se “habilitará” la imposición de “sanciones patrimoniales” a la empresa concursada.
En el documento el Nación y los gremios señalaron que se debe precisar el estado de elaboración de los balances, como así también los borradores correspondientes y quiénes se encuentran abocados a su realización.
En tanto, para los síndicos contar con esos estados “resultará de utilidad” para analizar “las causas del desequilibrio económico financiero”.

EN DEFAULT
La empresa entró en default en diciembre pasado. En ese momento lo atribuyó a una situación de “estrés financiero”, que la obligó a cancelar el pago de más de 300 millones de dólares por mercadería a los productores.
Con respecto a los U$S 300 millones prestados por el Nación a la cerealera, fuentes del Banco señalaron que la empresa ya devolvió unos U$S 11 millones.
Ante una consulta de La Nación Rural, fuentes de Vicentin señalaron que “el foco estuvo puesto en presentar lo necesario para el concurso (por la documentación) y dadas las circunstancias (por las complicaciones debido a la pandemia de coronavirus) se atrasó la presentación del balance”. Y añadieron que si hay un requerimiento seguramente habrá una presentación “en breve” y que la firma está dentro de los plazos legales.

LA PALABRA DE LOS SINDICOS
En su informe, los síndicos valoraron el desempeño de la empresa en medio del concurso. Y señalaron que las empresas en concurso preventivo “ofrecen notorios altibajos fundamentalmente por la inexistencia de capital de trabajo, sin embargo en el caso que nos ocupa (por Vicentin) advertimos que, contrariamente a esa tendencia, la Sociedad ha seguido operativa y gestionando sus actividades, claro está con algunas limitaciones propias de las circunstancias atravesadas, por ejemplo la disminución de entrega de cereales por parte muchos productores ahora acreedores denunciados en el concurso preventivo”.
De acuerdo al detalle de la Sindicatura, “la Sociedad no sólo ha conseguido seguir gestionando sus operaciones -con limitaciones en algunos casos- sino que ha observado un alto grado de cumplimiento de sus obligaciones laborales -pago de sueldos y jornales al día- sino también también las referidas al Régimen Nacional de Seguridad Social y, además, las derivadas de la presentación oportuna de sus declaraciones de impuestos y el correspondiente pago en los casos que así correspondiere”.

Publicidad