11 de agosto de 2020 01:18 AM
Imprimir

Entrará a Uruguay más asado argentino al abasto

Trabajan para traer otro camión con 20.000 kilos.

Llegarán más asados bovinos argentinos. Tras la aceptación de los consumidores, la empresa importadora Saquery, está trabajando en la compra de un segundo camión con otros 20.000 kilos.

Sobre fines del mes pasado se concretó la primera importación del producto (con hueso), que fue aportado por el frigorífico Carnes Pempeanas S.A., ubicada en la localidad de Santa Rosa. El frigorífico está habilitado para exportar a la Unión Europea, mercados asiáticos y Estados Unidos, cumpliendo con todos los requisitos exigidos por las autoridades sanitarias uruguayas.

“No hay marcha atrás y en nuestro caso vamos a seguir importando”, afirmó a El País el broker Diego Crosta, principal de la importadora, que la innovadora en el ingreso de asados argentinos con hueso. Con el primer embarque, se confirmó la vigencia del protocolo sanitario firmado entre Uruguay y Argentina. Incluso, años atrás, cuando los precios lo ameritaban, algunos frigoríficos uruguayos estuvieron exportando asados bovinos uruguayos para algunas provincias argentinas.

Crosta consideró que el asado bovino argentino, “se hará un lugar en el mercado local (abasto)” y descartó el ingreso de grandes partidas, pues consideró que es un negocio de nicho.

“No creo que ingrese un volumen muy grande, salvo que haya una devaluación en la Argentina o que el corte tenga una variación de precios más alta (respecto al asado uruguayo) en los próximos meses”, explicó el director de Saquery.

Según la visión del importador, el asado con hueso argentino “es un producto que llegó para quedarse. No es un asado, ni mejor, ni peor que el nacional. Es otro producto”, detalló Crosta.

Tiene características diferentes porque proviene de animales jóvenes, terminados a granos y eso hace difícil que se pueda comparar con los demás tipos de asados bovinos que se venden en el mercado, sean frescos o congelados.

El año pasado, durante la feria europea de Anuga, varios importadores de carnes dedicados al abasto y algunos frigoríficos, estuvieron sondeando precios con empresa argentinas para traer asados bovinos a Uruguay, pero luego los precios subieron y el negocio perdió fuerza.

Abasto. En lo que es oferta local, el mercado interno está bien abastecido de asados y carne bovina brasileña sin hueso, importada desde Rio Grande do Sul.

Los carniceros y expendedores esperan concretar una buena venta de asados durante el fin de semana largo que abarca el feriado del 25. Este corte tiene un precio estabilizado y su alta oferta llevó a bajar más los valores.

El asado fue el corte con mayor caída de precios durante los primeros siete meses del año en curso, según publicó Monitor Agrícola en Twitter, usando como fuente el Índice de Precios del Consumo.

El precio del asado bajó 17,3% frente a diciembre de 2019, pero su precio está 5,7% por arriba del valor que tenía en julio del año pasado.

Respecto a la carne desosada importada de Brasil, “la plaza local está bien abastecida”, confirmó el director de Abasto Santa Clara, Jorge López.

Los frigoríficos brasileños están subiendo los precios y se complica por el lado de la oferta, especialmente en Rio Grande do Sul. Falta ganado y algunos frigoríficos están bastante complicados con la presencia de Covid-19.

“No falta carne, hay un buen abastecimiento. Los frigoríficos de Rio Grande do Sul van a cumplir a regañadientes con los pedidos que se comprometieron, pero le está subiendo el precio del ganado y están complicados”, explicó López.

Pablo Antúnez

Fuente: El Pais

Publicidad