28 de septiembre de 2020 10:20 AM
Imprimir

Ganaderos bolivianos diversifican mercados externos de carne y derivados en medio de pandemia

CompartiremailFacebookTwitterLos ganaderos bolivianos abrieron nuevos mercados para la carne bovina y derivados en Euroasia y están a punto de cerrar acuerdos con algunos países sudamericanos pese a la enfermedad del nuevo coronavirus (COVID-19) que cerró muchas fronteras, informó hoy el presidente de la Federación de Ganaderos de Santa Cruz (Fegasacruz), Alejandro Díaz. “Sabemos que en […]

Los ganaderos bolivianos abrieron nuevos mercados para la carne bovina y derivados en Euroasia y están a punto de cerrar acuerdos con algunos países sudamericanos pese a la enfermedad del nuevo coronavirus (COVID-19) que cerró muchas fronteras, informó hoy el presidente de la Federación de Ganaderos de Santa Cruz (Fegasacruz), Alejandro Díaz.

“Sabemos que en estos momentos es muy complicado hacer las exportaciones por la pandemia de la COVID-19. Pero hemos logrado habilitar los mercados de Rusia, Armenia, Bielorrusia, Kazajistán y Kirguistán; además llegamos con éxito a China. Estamos diversificado el mercado de la carne boliviana con buenos resultados”, evaluó este sábado el directivo en declaraciones a Xinhua.

De acuerdo con el empresario, el producto bovino cuenta con una marca muy importante que es la “Bolivian Natural Beef” (carne natural boliviana), la cual está ganando un importante reconocimiento a nivel internacional por su alta calidad.

Otro elemento que destacó es que este producto dispone de los certificados sanitarios requeridos para emprender la posibilidad de esta nueva exportación a esos países de Europa y Asia.

Se prevé ampliar la oferta de cortes y derivados de carne bovina a Perú, Chile y China, comentó.

Recordó que en 2019, Bolivia incursionó con su oferta cárnica exportable a China con buenos resultados.

Sobre las negociaciones con Chile y Perú, Díaz dijo que se llevan a cabo acuerdos para introducir nuevas variedades de cortes y que por lo mencionado por los productores son mercados que generan gran expectativa por la facilidad de integración en cuanto a la logística.

“Hay exigencia y formalismos que estamos cumpliendo como país para habilitar estos mercados. Tenemos que impulsar nuestras inversiones de todos los productos necesarios, esto genera actividad económica, empleos y se reactiva la economía”, aseveró el presidente de la Fegasacruz.

Informó que la Comunidad Euroasiática habilitó el miércoles tres frigoríficos bolivianos, lo cual permitirá la compra de carne bovina de origen boliviano en los próximos días.

Al respecto, la ministra de Desarrollo Rural y Tierras del gobierno interino de Bolivia, Eliane Capobianco, informó el viernes durante una rueda de prensa en la ciudad de Trinidad, capital del departamento de Beni (noreste), que el país andino amazónico está habilitado para exportar carne bovina a varios países de Europa y Asia.

Anunció además que se habilitó la carne bovina de Bolivia para esos mercados y el registro de frigoríficos para que los mismos puedan exportar a Rusia y otros países de la Unión Económica Euroasiática.

“En momentos tan duros de pandemia, momentos económicos difíciles en todo el mundo, nuestro país se va a ver beneficiado con la apertura de estos nuevos mercados”, sostuvo Capobianco.

Por su parte, el gerente general de la Fegasacruz, Javier Landívar, dijo este sábado a Xinhua que el sector ganadero tiene grandes potencialidades para cubrir de sobremanera el mercado interno y exportar el excedente.

Recordó que Bolivia cuenta con un hato bovino de 10 millones de cabezas que equivalen a 260.000 toneladas de carne, con el departamento de Santa Cruz (este) como el mayor productor con un 43 por ciento del total, seguido por Beni con un 31 por ciento.

Manifestó que las exportaciones de carne boliviana van en crecimiento y se refirió a los datos del estatal Instituto Nacional de Estadística (INE), que registró un aumento de tres veces el valor de las ventas de enero a julio de este año.

El valor de las exportaciones bolivianas de carne bovina alcanzó 28,7 millones de dólares en los primeros siete meses del año, frente a los 9,3 millones de dólares del mismo periodo de 2019, según el INE, con base en datos del Instituto Boliviano de Comercio Exterior.

Fuente: Xinhua

Publicidad