1 de octubre de 2020 11:43 AM
Imprimir

Dólar. Sumarían a la carne vacuna a una rebaja de retenciones con la soja

CompartiremailFacebookTwitterAunque sin un acuerdo con el sector productor, necesitado por reactivar el ingreso de dólares al país, el Gobierno terminaría de pulir hoy una eventual baja temporal de retenciones a la soja que, además, se haría extensiva a la carne vacuna pero de manera permanente. Junto a todo esto se anunciaría la implementación de una devolución de […]

Aunque sin un acuerdo con el sector productor, necesitado por reactivar el ingreso de dólares al país, el Gobierno terminaría de pulir hoy una eventual baja temporal de retenciones a la soja que, además, se haría extensiva a la carne vacuna pero de manera permanente.

Junto a todo esto se anunciaría la implementación de una devolución de retenciones a 42.000 productores de soja, por hasta 1000 toneladas, que en términos de producción representan el 23% de la cosecha y el 77% del universo de agricultores. 

Según trascendió, en el caso de la soja la rebaja en discusión alcanzaría los tres puntos, escalonados por un período de 60 a 90 días. En tanto, en la carne vacuna rondaría hasta cuatro puntos. Las medidas no fueron acordadas con el sector productor aunque, según trascendió, luego del anuncio el Gobierno convocaría al Consejo Agroindustrial Argentino (CAA) para trabajar. En el CAA están representadas unas 50 entidades, salvo la Sociedad Rural Argentina (SRA).

Hoy la soja tributa un 33% de retenciones, porcentaje que fue impuesto en marzo pasado luego de que tuviera una tasa del 30%, establecida a su vez en diciembre de 2019 cuando asumió Alberto Fernández. Cuando Mauricio Macri se fue del poder la soja tenía un 24,7% de retenciones.

De soja ya se vendió el 62% de la cosecha, levemente por debajo del 65% a esta altura del año pasado. Quedan por vender unos 19 millones de toneladas que a valores de exportación representan unos US$8000 millones.

Por exportaciones de carne vacuna el año pasado ingresaron US$3000 millones
Por exportaciones de carne vacuna el año pasado ingresaron US$3000 millones Fuente: Archivo

Una eventual rebaja de tres puntos en los derechos de exportación representaría, según fuentes consultadas, un costo fiscal de $18.000 millones, pero que el Gobierno está dispuesto a asumir porque lo que necesita es que lleguen dólares a la economía.

Pese a un estímulo, Néstor Roulet, productor y exsecretario de Agregado de Valor en el gobierno de Macri, calculó que el productor “como mucho” venderá hasta fin de año mercadería por US$3500 millones.

“Se podrían vender unos 12 millones de toneladas, pero como el productor va a repetir su patrón de ventas y hay incertidumbre, aún con un estímulo se venderán como mucho 10 millones de toneladas”, dijo Roulet. 

“Las medidas que anuncie el gobierno, por lo que venimos escuchando, creemos que no van a ser suficientes. No van a generar un efecto de venta masiva de granos. Sin certeza y confianza el productor se queda con el grano, lo que hace el Gobierno es poner un parche que no sirve”, remarcó Daniel Pelegrina, presidente de la Sociedad Rural Argentina (SRA) a LN+.

En opinión de Iván Ordóñez, economista especializado en agronegocios, “el desincentivo a vender no viene por el nivel de retenciones, sino por la brecha (cambiaria) en sí, la expectativa de devaluación y el acceso libre al mercado de cambios, entre otras (variables)”.

“El productor mira esas tres variables a la hora de desprenderse de los granos. El problema es que el productor no cobra dólares, cuando vende los granos cobra pesos y su desafío es mantener el valor de su capital de trabajo para asegurar la inversión próxima. Cuando la inversión la tiene que realizar dentro de cinco meses, ese desafío se torna más complejo aún”, dijo.

“La pregunta no es por qué el productor no vende, sino qué hace el productor con los pesos una vez que vendió. La brecha y la incapacidad de transformar de una manera sencilla esos pesos en dólares para mantener el valor de su capital de trabajo son la principal razón por la que el productor no vende”, explicó Ordóñez.

En tanto, en el sector productor están siguiendo de cerca cómo quedarían las medidas. Fuentes del sector señalan que podría tener más un impacto favorable a los exportadores. Argumentan, por ejemplo, que en soja las empresas exportadoras tienen mercadería originada por 1,48 millones de toneladas que aún no tributó derechos de exportación. En maíz rondaría los 2,14 millones de toneladas.

Mientras tanto, el Gobierno también aceleraría una rebaja de las retenciones a la carne vacuna, del 9 al 5%. En este caso sería para potenciar las ventas al exterior que ya vienen con una muy buena performance.

El año pasado, las exportaciones de carne vacuna dejaron unos US$3000 millones. Para 2020, según Globaltecnos, las ventas al exterior reportarían, con precios más bajos, unos US$2500 millones.

Por: Fernando Bertello

Fuente: La Nacion

Publicidad