4 de noviembre de 2020 09:45 AM
Imprimir

Las exportaciones de carne bovina paraguaya sortean la incertidumbre de la covid

Paraguay exportó unas 212.000 toneladas de carne bovina entre enero y octubre de este año, un registro que supera las cifras registradas en ese periodo el pasado año, con 200.495 toneladas, y en un contexto marcado por la pandemia.

Las exportaciones del pasado octubre superaron también las de los meses precedentes, con 24.667 toneladas, por encima de las 24.162 toneladas de mayo, que era el mejor registro del año, según informó este martes el Servicio Nacional de Calidad y Salud Animal (Senacsa).

El presidente del Senacsa, José Carlos Martín, dijo a Efeagro que se trata de unas figuras óptimas y producto de todo el esfuerzo de la cadena productiva, teniendo en cuenta que las exportaciones de abril fueron de 14.000 toneladas, en plena incertidumbre ante el impacto del coronavirus SARS-CoV-2.

Martín se mostró optimista ante el cierre del año, que podría también acarrear buenas noticias sobre la habilitación para exportar a Estados Unidos, un proceso avanzado en el encuentro que mantuvieron el pasado diciembre el mandatario estadounidense Donald Trump y el paraguayo, Mario Abdo Benítez.

El responsable del Senacsa indicó que para este mes se espera la llegada de una delegación de ese país para realizar la correspondiente auditoría, dentro de un proceso que está en “un 90 % culminado”.

Un trabajador coloca reses de vacuno en un frigorífico. Efeagro/ Cézaro De Luca

Agregó que esa culminación sería el paso hacía el desarrollo de las negociaciones y trámites con Canadá y México para el acceso de la carne paraguaya a esos mercados.

Por otro lado, Martín indicó que ya están llegando a Paraguay el primer grupo de rabinos que se encargan de fiscalizar que en los frigoríficos del país suramericano se cumpla la normativa religiosa para el posterior consumo en Israel.

Se trata de la segunda comitiva tras la del pasado junio, siendo Paraguay el primer país que acogió en pandemia a representantes religiosos para la “faena kosher”.

En ese sentido, Martín valoró a Israel como destino de la carne bovina paraguaya, el cuarto tras Rusia, Chile y Taiwán.

Taiwán, de la que Paraguay es uno de sus pocos aliados sudamericanos, dio a finales del año pasado el visto bueno a la importación de carne bovina fresca por vía aérea.

Ese era uno de los reclamos del sector paraguayo a la isla, que un mes antes estuvo precedido por la eliminación por parte de la isla a las restricciones de cupo para todas las exportaciones.

Fuente: EFE

Publicidad