13 de diciembre de 2020 09:54 AM
Imprimir

“El futuro es la tecnología aplicada al agro y eso lo sabe el campo argentino”

Entrevista a Milva Falzone, directora de Agrospray

Salvador Di Stéfano: Contanos qué es Agrospray.

Milva Falzone: Es una empresa que arrancó hace más de 20 años y actualmente se dedica a varias cosas, fuimos ampliando nuestro rubro. Comenzamos como empresa de coadyuvante y ahora también ofrecemos capacitaciones y servicios en lo que es pulverizaciones agrícolas; nos especializamos en lograr eficiencia, sustentabilidad y brindar información al productor para que pueda tomar las mejores decisiones.PUBLICIDAD

TE PUEDE INTERESAR…

Reunión del sector comercial en la Central Operativa Analítica Criminal.

LA CIUDAD

Operativo para las fiestas: un mix de tecnología y policías para combatir el delito

SD: En materia de innovación qué cambios viviste en los últimos años.

MF: Tanto en procesos internos como externos apostamos en inversión e innovación. Tratamos de adoptar nuevas tecnologías e ir probando diferentes herramientas que van saliendo en el mercado para trabajar en conjunto con el productor y tener conocimiento del rubro. A veces surgen tecnologías que van en contra del uso de productos que fue nuestro punto inicial de venta, pero justamente en lo que nos centramos es en poder capacitar y empoderar al productor para que trabaje profesionalmente, y obviamente con mayor sustentabilidad y eficiencia. En ese sentido estamos generando distintas herramientas como una camioneta pulverizadora que diseñamos nosotros por completo, la cual tiene equipamiento de última generación para ir probando distintas tecnologías como cortes por sección o picos censores que permitan trabajar diferentes productos y mejoren la calidad del trabajo diario en las aplicaciones.

SD: Me comentaron que la empresa lanzó una aplicación para los productores que no se enfoca en la venta, sino que está pensada para que el productor pueda tener mejor visión de su trabajo.

MF: Hace tres o cuatro años que comenzamos a trabajar en una app y le fuimos agregando diversas herramientas. Permite que todos los trabajos diarios a la hora de aplicaciones como son el cálculo de caudales, cálculo de carga de tanques y todo ese tipo de cuestiones puedan estar en una aplicación cargando dos o tres datos para tener la información necesaria en el momento de lo que se necesita. También desarrollamos una app que permite escanear una tarjeta hidrosensible, que es una herramienta utilizada en el diagnóstico de las pulverizaciones para controlar que se esté trabajando bien. Hay una técnica por detrás que avala estar haciendo las cosas correctamente mediante una tarjeta hidrosensible, y a través de esta aplicación puede escanearse y obtener un informe completo del trabajo para ver si es necesario aumentar la presión y cómo es la cobertura a nivel de aplicación. Como decís, es de acceso libre y gratuito y se la pueden descargar en el store de Android o iOS para utilizarla. Ahora justamente estamos desarrollando la segunda generación que nos llevará un tiempo y será mucho más amplia. Queremos incorporar cada vez más herramientas y servicios a esa misma plataforma.

SD: O sea que la empresa fue mutando de hacer un producto a brindar servicios, y ahora hacia inversiones relacionadas con la tecnología. Entre todo eso vi también un drone, ¿cómo llega a ustedes?

MF: Exacto. Fuimos mutando e incorporando cada vez más servicios y tecnología. Respecto al drone pulverizador estamos desarrollando un prototipo junto con Tecso, una empresa que se dedica a desarrollar drones, y en este momento estamos en pruebas finales del software, lo que es valor agregado también además del tamaño. La idea es incorporar esa nueva tecnología que es mucho más eficiente en uso de recursos y aplicarlo al campo argentino, que a diferencia de otras regiones a nivel mundial tiene más dificultades para lograr cierta autonomía y algo que sea funcional en estas dimensiones tan extensas que tenemos. El futuro es la tecnología aplicada al agro y eso lo sabe muy bien el campo argentino al ser una de las mejores regiones a nivel mundial. Nosotros apostamos a eso.

SD: Una vez lo vi funcionado en Chaco y me impresioné. Primero va un drone chiquito que mapea todo el campo para ver dónde hay problemas, y después va el drone grande que lleva el líquido para aplicarlo en el lugar donde está el problema.

MF: Es así justamente para que sea viable. Al tener autonomía corta lo que respecta a baterías, primero se hace un monitoreo con un drone común de imágenes, y luego se hace la aplicación donde sea necesario. Actualmente es una de las formas más comunes de utilización en pulverización a nivel total de superficie en el campo, y lo que estamos buscando con diferentes tecnologías es solo aplicar donde se requiera hacerlo. Eso obviamente baja el costo en recursos utilizados como productos o en impacto ambiental. Ahora nos encontramos estudiando tecnologías para identificar malezas y cortes por pico para poder en el futuro aplicar estas tecnologías y trabajar de la mejor manera.

SD: La empresa es una destrucción permanente porque cada vez que llegan a un punto se ponen a estudiar para alcanzar algo superior. Desde tu rol como directora, ¿de qué manera vivís estos cambios disruptivos y casi permanentes?

MF: Está un poco en nuestro ADN cambiar permanentemente. Siempre manejamos varios proyectos, algunos a futuro y otros inmediatos, pero continuamente cambiamos. Es algo que llevamos con nuestro impresionante equipo de trabajo que se adapta a eso, lo disfruta y se enfoca no solo en productos externos para ampliar fronteras, sino también internamente con nuestros sistemas y formas de trabajar en equipo, algo que se puso de relieve durante la pandemia. El constante cambio ya es una forma de vivir.

SD: Y respecto a la pandemia, ¿la sufrieron mucho económicamente o se pudieron adaptar rápidamente a este nuevo esquema?

MF: Nos adaptamos rápido y bien en la forma de trabajo interna como te decía. Cada uno empezó a trabajar desde su casa antes de que inicie la cuarentena, y la verdad venimos llevándolo muy bien. Obviamente que a nivel de campo el cambio se sufre más, nosotros tenemos una estructura que viaja continuamente por todo el país y eso se vio resentido ya que no es lo mismo que el home office administrativo o lo que es trabajo en sí de oficina. Nos acomodamos como podemos, hubo muchas capacitaciones también y eventos de forma virtual que antes eran presenciales, y a partir de ahí ampliamos la cantidad de personas que nos pueden escuchar desde diferentes lugares. Creo que la clave para sobrevivir es ser versátiles.

SD: Seguro. Si cuando terminas este zoom te lo cruzás al presidente Alberto Fernández, ¿qué le pedirías para mejorar la economía del país y la de tu empresa?

MF: Primero prestarla atención a las economías regionales; somos muy centralistas y dependientes de Buenos Aires cuando hay muchísimas realidades en el país. Se necesita inversión en conectividad e infraestructura para poder empoderar a esas economías regionales. También está la presión impositiva que a veces no le da aire a las pymes, emprendimientos y segmentación de los productores agrícolas. Creo que se mete todo en una misma bolsa y hay que empezar a diferenciar las situaciones y contextos.

SD: Claro, porque Agrospray vende coadyuvantes pero a la vez son una empresa tecnológica. Entonces el aplicar tanto conocimiento cuando vendes algo seguro implica impuestos altísimos. Eso debería tener un tratamiento especial.

MF: Sí; por eso como te digo hay distintas situaciones. Nosotros además tenemos la ideología de invertir todo lo que generamos y siempre nos vamos reinventando para aprovechar esa posibilidad, pero creo que sí hay muchos sectores asfixiados y se necesita en esta nueva generación y en este nuevo mundo de trabajo tecnológico-digital, distintas medidas que puedan apalancar eso y permitan un crecimiento a futuro.

SD: ¿Cómo te sentís dentro del mundo empresario siendo mujer?

MF: Me siento bien, hace muchos años que estoy en esto, desde chica. Pero creo que sería bueno que cada vez haya más mujeres y diversidad tanto de empresarios como de directivos. Me parece que aporta mucha frescura y diferentes visiones. Cada cabeza piensa distinto y me parece que está buenísimo que haya posibilidades para que aporten, es algo que también aplicamos en nuestro equipo y cada persona puede proponer, opinar o generar nuevas ideas y eso siempre es saludable.

SD: La última: ¿Con que te desestrezás cuando te vas de Agrospay y todo el parque industrial?, ¿tenés hobbys o actividades durante el fin de semana?

MF: Me gusta mucho compartir con seres queridos y la actividad física para desenchufar. En esta época extraño mucho viajar, algo a lo que estaba acostumbrada tanto en el ámbito laboral como en el personal, me encanta. La ruta, que antes agobiaba un poco, hoy hace falta.

Publicidad