17 de diciembre de 2020 19:03 PM
Imprimir

“La demanda y el consumo chino están asegurados, hay que ver los precios”

CompartiremailFacebookTwitterEn China hay muchos rumores que se mezclan con los casos reales de COVID y eso dificulta el funcionamiento de los puertos; de todas formas 2021 se muestra optimista con una demanda y consumo asegurados, dijo Daniel Castiglioni. El director de Casti Trading, bróker Daniel Castiglioni, le quitó importancia a la información surgida en China […]

En China hay muchos rumores que se mezclan con los casos reales de COVID y eso dificulta el funcionamiento de los puertos; de todas formas 2021 se muestra optimista con una demanda y consumo asegurados, dijo Daniel Castiglioni.

El director de Casti Trading, bróker Daniel Castiglioni, le quitó importancia a la información surgida en China sobre la presencia de COVID-19 en un embarque de carne originado en Uruguay. “Lo tomé como un rumor”, dijo, y evaluó de forma muy positiva la rápida respuesta del gobierno uruguayo.

“Lo tomé como un rumor publicado por un medio y replicado por muchos medios pero no hubo un comunicado oficial del gobierno” chino –dijo – Acotó que el país asiático “es una nube de rumores de todo tipo en relación al COVID. Yo siempre digo lo mismo y es que mientras no haya versión oficial del gobierno chino con respecto a un tema, hay que ser cauteloso en la información, porque se afecta la imagen de un país sobre algo en lo que no hay un comunicado oficial y por algo no lo hubo”, asentó.

Recalcó que China es muy exigente en estos temas y si esa información “fuera cierto”, dos horas después de constatado se hubiera “cancelado la planta y el país. Quiero decir es que hay que tomar con cautela esas noticias”.

En declaraciones al portal TodoElCampo Castiglioni subrayó que “el gobierno de Uruguay hizo muy bien en responder con fechas concretas y la documentación avalando” la postura del país.

No es una simpleza “decir que la mercadería se embarcó en Uruguay con restos de COVID” porque se pone duda la seriedad del país y por eso es importante “marcar este precedente y pararse en los pedales”.

Cuando el gobierno chino realmente entiende que hubo contaminación en determinados países, se suspende a la planta de origen y eso no pasó con el supuesto caso de Uruguay. De haber sido real “enseguida sale una comunicación china que circula rápidamente y se suspenden las plantas por una semana, quince días o un mes. O sea que si el gobierno chino tiene información actúa”, y este no es el caso aquí.

Después del Año Nuevo chino se enfría la posibilidad de hacer negocios

Castiglioni  también se refirió al Año Nuevo que para China es una fecha importante en cuanto al consumo y la demanda de ese país.

Dijo que el Año Nuevo chino, también conocido como Fiesta de la Primavera, comenzará el 12 de febrero. Tenemos que considerar que todas las cargas y envíos que se hagan ahora son las que “llegarían a tiempo” en la previa del esa fecha y lo que se haga más tarde llegará con posterioridad. El asunto es que ese el período en el que hay “más cautela para hacer negocios porque es la época más fría del año en cuanto al consumo y las transacciones”.

De todas formas reiteró que la principal problemática de hoy son casos de rumores y casos reales de COVID en los puertos. Esos rumores mezclados con casos reales han hecho que “los controles aumentaran exhaustivamente en todos los puertos del país, principalmente en el puerto de Shenzhen que es uno de los dos principales”.

“Cada mercadería que entra se hacen una serie de test para ver que esté ‘limpia’. Eso ha hecho que haya una trancadera de contenedores impresionante, con el puerto directamente cerrado y todas esas cargas derivadas a otros puertos”, comentó, y recalcó: “Las agencias marítimas al día de hoy no están cargando a ese puerto debido a la aglomeración y trancadera de contenedores que hay allí”.

“En la práctica, eso hace dos cosas: la primera que el importador tenga mucho tiempo para hacerse de la mercadería, se habla de que los controles llevan como mínimo dos semanas antes de despachar el contenedor”, y lo segundo es que “hay mucha mercadería trancada en depósito y que no ha salido al mercado todavía, por lo que primero tienen que sacar esa mercadería y venderla para después a comprar nueva”.

Optimismo para 2021

A pesar de todas esas dificultades a las que hay que sobreponerse, Castiglioni dijo que hay optimismo.

“El mercado está más optimista ya que en estas semanas se empezó a ver que las situaciones en los puertos se está descongestionando y se movilizó mercadería ‘vieja’”, informó.

“Soy muy optimista porque la demanda china siempre va a estar, va estar demandado con un incremento, actualmente el incremento en consumo de carnes en China es del 5%” y en ese panorama “el gran tema es encontrar una estabilidad en materia de precios y ver hasta dónde llegan los precios de China”.

La de los precios “es la gran interrogante” porque “la demanda está asegurada, el consumo está asegurado, el tema son los valores” que “van a mejorar respecto a éstos últimos meses pero sin llegar a los precios de locura de hace un año”, opinó.

Publicidad