30 de diciembre de 2020 17:37 PM
Imprimir

Trabajadores del Frigorífico Clay presentarán medida de embargo ante el temor de que la empresa se vaya del país

Uruguay : Los trabajadores del Frigorífico Clay, ubicado en el kilómetro 40 de la ruta 7 en el departamento de Canelones, resolvieron en asamblea general, presentar hoy una medida cautelar de embargo preventivo ante el temor de que la empresa se retire del país y que como consecuencia de ello los trabajadores no cobren sus […]

Uruguay : Los trabajadores del Frigorífico Clay, ubicado en el kilómetro 40 de la ruta 7 en el departamento de Canelones, resolvieron en asamblea general, presentar hoy una medida cautelar de embargo preventivo ante el temor de que la empresa se retire del país y que como consecuencia de ello los trabajadores no cobren sus haberes.

Los problemas datan desde principios de año. Los obreros desarrollaban dos tareas, la faena y el desosado de carnes, pero la empresa, con el fin de reducir costos, le impuso a los trabajadores que entrara una cuadrilla a hacer las tareas, lo que significaba que los trabajadores redujeran a la mitad los días de trabajo.

Ante esto, se instaló una mesa de diálogo en el ministerio de Trabajo y Seguridad Social, pero la empresa se retira, ya que el dueño aduce que las cosas son como él las plantea o se va del país. Esto derivó en que los trabajadores se declararan en asamblea permanente.

Al siguiente día, algunos trabajadores no tenían su tarjeta para marcar por lo que no pudieron ingresar al predio a desempeñar sus labores.

Esta situación se mantuvo durante 10 días, tiempo límite de frío y calidad de la carne, por lo que allí la empresa acude al ministerio y aseguran que mantendrán todo como antes sin innovar.

Posteriormente a eso, en marzo, cuando llega la pandemia, el Frigorífico Clay envía a su personal al seguro de paro. A comienzos de agosto la firma informó a los trabajadores que preveía retomar el trabajo hacia fin de año pero que habría una condición para el reintegro: aceptar una rebaja salarial del 65%.

Gustavo Hernández, presidente del Sindicato de Trabajadores Unidos de Clay, explicó a INFO24 que la plantilla laboral siempre osciló entre 60 y 65 trabajadores, de ese total, uno 56 trabajadores no aceptaron la propuesta de rebaja salarial por lo que fueron despedidos, sin embargo la empresa de la industria cárnica dice que no tiene plata para abonar los mismos.

Los restantes trabajadores se fueron desafiliando del sindicato porque la empresa los contactaba individualmente manifestando que el gremio mentía, y les prometió que sus sueldos no iban a verse afectados, algo que finalmente no sucedió.

Hernández dijo que además de la rebaja del 65 por ciento de sus sueldos, les quitaron también la canasta de alimentos que recibían mensualmente por un costo de 2.000 pesos aproximadamente.

El dirigente gremial señaló que el ministerio de Trabajo y Seguridad Social ha sido cómplice de la situación junto con el Frigorífico Clay, ya que jamás le puso un freno a la empresa durante este año de conflicto.

Fuente:

Publicidad