14 de enero de 2021 02:28 AM
Imprimir

Uruguay : Piden ingreso de lenguas a Japón y ampliar cuota en Estados Unidos

La meta es mejorar la exportación y valorizarla, para lograr mejor inserción

Pablo Antúnez

Uruguay volvió a solicitarle a Japón que considere habilitar el ingreso de lenguas bovinas para mejorar el acceso de sus productos y pidió a Estados Unidos una ampliación de la cuota anual de 20.000 toneladas de carne bovina sin hueso, según confirmó a El País el ministro de Ganadería, Agricultura y Pesca, Carlos María Uriarte.

Previo al foco de fiebre aftosa en Artigas, hace 21 años, Uruguay era libre de fiebre aftosa sin vacunación y tenía acceso al país del sol naciente con lenguas bovinas frescas. En ese entonces, al entrar en el denominado circuito no aftósico, no tenía barrera alguna para sus productos.

Hoy sólo está habilitado para cocidos y termoprocesados. Era un mercado que valorizaba mucho las lenguas bovinas. De todos modos y más allá de las restricciones, Uruguay es el único país con estatus sanitario reconocido por la Organización Mundial de Sanidad Animal (OIE) como país libre de aftosa con vacunación, que tiene acceso a Japón, al igual que a Corea del Sur.

La carne bovina uruguaya volvió a entrar a Japón el 7 de febrero de 2019, con 16 frigoríficos habilitados y lo que es más importante, con la habilitación del ingreso de hamburguesas, un producto mucho más riesgoso desde el punto de vista sanitario que la lengua bovina, si la fiebre aftosa es el argumento que frena la habilitación. La reiteración del planteo de permitir el acceso de lenguas bovinas frescas fue realizada por el gobierno uruguayo en la reciente visita del Canciller Nipón, Toshimitsu Motegi a Uruguay, donde se reunió con el presidente Luis Lacalle Pou, el Canciller Francisco Bustillo y otras autoridades del gobierno.

“Tenemos muchas esperanzas de lo que podamos trabajar con el Sudeste Asiático y en lo que se pueda mejorar en la relación con Japón”, afirmó Uriarte a El País.

A su vez, respecto a la ampliación del cupo de 20.000 toneladas anuales para carne bovina que tiene asignado Uruguay en Estados Unidos, el jerarca dijo que “genera mucha expectativa como sustituto de la pérdida de parte de la cuota 481”, el cupo cárnico de alta calidad que la Unión Europea le asignó a Estados Unidos, en el marco del litigio de la carne con  hormonas.  Uruguay pudo acceder a esa cuota a través del ingreso de terceros mercados.

Arabia y Líbano. Respecto a la reciente consolidación de los primeros embarques de carne bovina con hueso a Líbano y Arabia Saudita, el titular del MGAP afirmó que es un gran logro y cifró sus esperanzas en que vayan apareciendo otros mercados de alto valor para defender y valorizar la exportación de carne uruguaya.

“Son mercados que se ven con mucha esperanza. Tiene un alto poder adquisitivo, donde participan Australia, Nueva Zelanda y Estados Unidos. Eran destinos en los que  Uruguay debería estar”, destacó Uriarte.

El titular del MGAP afirmó que Uruguay “siempre tuvo la habilidad para que cuando los mercados se empiezan a desinflar, prender la llama en otro y seguir trabajando con la misma fuerza”. A su vez, apunta a mercados cada vez más exigentes, porque Uruguay “debe apostar a los mercados de mayor poder adquisitivo, para valorizar al máximo lo que produce. No tiene competitividad por el lado del volumen y en eso tiene habilidad”, reconoció Uriarte.

El titular del MGAP reconoció que los motivos para diferenciarse hoy, ya no pasan sólo por el estatus sanitario. Van cambiando y cobran fuerza los atributos relacionados con la confiabilidad del alimento a exportar y la confianza que se genera en los compradores de ese producto.

“Por eso vemos con muy buenos ojos la consolidación de Arabia Saudita como mercado y esperamos que sigan apareciendo otro”, agregó Uriarte.

La misión uruguaya en Riad ha realizado diversas actividades de promoción comercial, así como reuniones e intercambio de información con empresarios interesados en los productos nacionales, a lo largo de los últimos años e intensificadas durante este año, pese a las restricciones establecidas por la pandemia de covid-19, según expresa un comunicado de la Embajada de Uruguay en ese país. La empresa que realizó la importación es una tienda especializada en productos de alta calidad. La carne refrigerada ingresa a este mercado con un arancel del 0%.

Las importaciones de carne bovina fresca, refrigerada o congelada de Arabia Saudita fueron de 423 millones de US$ en 2019 y US$ 400 millones en 2018.

Fuente: El Pais

Publicidad