9 de diciembre de 2010 10:41 AM
Imprimir

Efecto búmeran: las restricciones para exportar cereales promovieron una menor recaudación por derechos de exportacion

Las escasas autorizaciones de embarques de trigo y maíz hicieron que en noviembre se cayeran los ingresos generados por pagos adelantados de retenciones (ROEs 365).

La recaudación por derechos de exportación en noviembre pasado fue de 4030,0 millones de pesos (M/$), una cifra 51% superior a la registrada en el mismo mes de 2009 pero 18,1% más baja que la de octubre de este año (mes en el cual se registró una cifra récord de 4918,8 M/$).En septiembre y octubre de este año la recaudación por retenciones creció de manera significativa a partir de la mayor cosecha de granos gruesos lograda en el ciclo 2009/10 (luego del fracaso productivo de la campaña 2008/09 por una sequía histórica), precios internacionales sostenidos y el pago de retenciones anticipadas por ventas externas de commodities agrícolas.Pero en noviembre la recaudación generada por ese impuesto se desaceleró en buena medida a partir de los menores ingresos registrados en concepto de pagos adelantados de derechos de exportación (ver documento adjunto).Gran parte de esa reducción se explica por las restricciones oficiales vigentes sobre las exportaciones de cereales. En noviembre pasado la Oncca –a partir de autorizaciones directas dadas por el secretario de Comercio Interior Guillermo Moreno– habilitó embarques por apenas 306.010 toneladas de la cuales 303.547 se liberaron con un ROE 365.En el caso del maíz, los embarques autorizados en noviembre fueron de 244.429 toneladas (238.386 toneladas con un ROE 365), mientras que las autorizaciones de maíz pisingallo, orgánico y Flint (especialidades agrícolas con un volumen de producción ínfimo respecto del maíz convencional) fueron de 49.920 toneladas.En septiembre de 2008 el gobierno dispuso un régimen optativo por medio del cual se determinó que aquellos exportadores que paguen retenciones por adelantado tendrían un plazo de 180 días para concretar embarques de commodities agrícolas una vez que éstos hayan sido autorizado por la Oncca (resolución conjunta 2488/08 y 3714/08 de la Afip y la Oncca). Y en octubre de 2009 se amplió a 365 días el plazo de embarque en el caso de las solicitudes de registro de trigo y maíz (resolución 7552/09 de la Oncca).En cambio, si el exportador decide pagar retenciones al momento de liquidar la operación, tiene un plazo de apenas 45 días para efectivizar la salida de la mercadería (contados también a partir de la autorización de la operación por parte de la Oncca).Durante el mes de noviembre de 2010 se aprobaron embarques por 2,79 millones de toneladas de commodities agrícolas con pago de retenciones por adelantado.De esta manera, tal como se mencionó antes, el mes pasado la Oncca autorizó exportaciones por 303.547 toneladas de trigo y 238.386 toneladas de maíz con un ROE de 365 días, mientras que con un ROE 180 se registraron ventas externas de 960.000 toneladas de harina/pellets de soja; 7954.573 toneladas de poroto de soja; 329.700 toneladas de aceite de soja; y 40.277 toneladas de aceite de girasol, entre otros productos.El cobro anticipado permite mejorar los ingresos por retenciones en lo inmediato, pero a costa de restringir ingresos futuros, dado que en condiciones normales la liquidación del impuesto realizada por los traders debería efectuarse al momento de concretar el embarque y no cuando se registra la operación.Pero esa metodología no es gratuita: tiene un costo financiero que las compañías exportadoras intentan trasladar al productor por medio de un recorte de las ofertas de precios FAS.

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *