28 de marzo de 2021 23:23 PM
Imprimir

Mauá, la nueva aplicación para el agro, de la mano de Grobocopatel

La nueva herramienta promete mejorar el flujo de información entre con los productores y que está disponible en dos versiones, una mobile y otra para escritorio, amigable y de fácil acceso. El "Rey de la soja" dijo que el gobierno de Alberto Fernández "no entiende lo que el campo le puede dar al país".

Desde el surgimiento de la pandemia de Covid- 19 existen diversas iniciativas que se vienen desarrollando a partir del uso de tecnologías emergentes para realizar múltiples tareas vinculadas al monitoreo, seguimiento, control, alertas, diagnóstico, atención, geolocalización y otras funciones asociadas a la prevención y mitigación de la propagación y otras tantas que son específicas de acuerdo a la necesidad de cada sector, como el agropecuario.

En este sentido, el empresario Gustavo Grobocopatel, quien actualmente reside en Uruguay, presentó una nueva plataforma digital para brindar servicios a sus clientes: “Mauá”, una App que promete mejorar el flujo de información entre con los productores y que está disponible en dos versiones, una mobile y otra para escritorio, amigable y de fácil acceso.

Servicios que brinda Mauá

En la APP se encontrará toda la información respecto de operaciones comerciales y cuenta corriente, novedades y pronósticos de clima, seguimiento de cultivos geolocalizado de cada explotación específica, datos actualizados y relevantes de los mercados y actividades de comunidad que contribuyan a una mejor interpretación de la multiplicidad de factores que influyen en el negocio.

Grobocopatel sobre el impuesto a la riqueza: “Es pan para hoy, hambre para mañana”.

Grobocopatel y el gobierno de Alberto Fernández

El empresario es conocido como el “rey de la soja” de Argentina. Fue un pionero en el campo de la producción de ese cultivo a finales de los noventa.

Presidió “Los Grobo “, empresa con fuerte impronta en la provisión de insumos, producción, además de un molino harinero, la exportación y una firma de agroquímicos, hasta el año pasado que renunció y se fue a vivir a Uruguay.

En una entrevista que brindó para un medio argentino expresó que cree que el Gobierno no entiende el impacto positivo que podría tener el campo en la economía. “Me duele la Argentina”, expresó. Hizo fuertes críticas al impuesto a la riqueza, asegurando que “es pan para hoy y hambre para mañana. Hay temas de solidaridad con los que estoy de acuerdo, pero esto no agrega nada a las soluciones estructurales que necesita el país”.

Hay demanda de estos productos en el mundo y con inversión se podría duplicar o triplicar las exportaciones de origen agroindustrial no en granos,  sino en productos agroindustriales. No hay dimensión de todo eso.Compartir

El empresario sojero dijo que uno de los grandes problemas de Argentina es la falta de inversión. “En parte por eso no hay creación de puestos de trabajo, crecimiento ni redistribución. Se dice que hay unos USD 300.000 millones de argentinos en el exterior y el gran desafío es que vuelvan, que se vuelva a confiar. Estas medidas lo que hacen es ahuyentar esa posibilidad”, expresó Grobocopatel, quien aclaró que se radicó en Uruguay “por la pandemia, no por el Gobierno de Fernández”,  para manejar una división de negocios de consultoría internacional e innovación.

En otro párrafo de la entrevista expresó que “el Gobierno argentino no entiende lo que el campo le puede dar al país. Creen que ya dio lo que podía dar y no es así. Es enorme lo que puede el campo en términos de exportaciones, trabajo y creación de valor agregado. Hay demanda de estos productos en el mundo y con inversión se podría duplicar o triplicar las exportaciones de origen agroindustrial no en granos,  sino en productos agroindustriales. No hay dimensión de todo eso”.

Volviendo al tema de la aplicación, indicó que Mauá lleva ese nombre en homenaje al Barón de Mauá, Irineu Evangelista de Sousa, un hombre de negocios y banquero brasileño que vivió en el siglo XVII y que representa los valores del empresariado emprendedor, innovador, involucrado con el desarrollo y el progreso, comprometido con altos valores humanos, es una herramienta, que está vinculada con la transacción y la gestión del negocio de granos de los productores agrícolas”.

Fuente: El Agrario

Publicidad