31 de marzo de 2021 23:07 PM
Imprimir

Precios Máximos: la cadena del trigo planteó su preocupación por la continuidad del programa

Los ministros Kulfas y Basterra se reunieron con productores, industriales y panaderos. El Gobierno quiere llegar al 29% de inflación presupuestada y las industrias, reformular el tope de los precios.

El 29% de inflación proyectado en el Presupuesto Nacional para este 2021 es, por estos días, una meca con la que sueñan en la Casa Rosada. Este martes, los ministros de Desarrollo productivo, Matías Kulfas, y de Agricultura, Luis Basterra, buscaron dar algunos pasos hacia ese objetivo al reunirse con la mayor parte de la cadena del trigo, desde la producción primaria hasta las industrias procesadoras. ¿A qué apuntan? A tener previsibilidad en los valores de las harinas y derivados, alimentos siempre sensibles para el bolsillo de los consumidores.

“Sabemos que estamos en una pandemia que elevó los precios de las commodities a nivel internacional. Por eso lo que queremos es alinear expectativas y trabajar en cadenas productivas más armónicas. El objetivo es ir convergiendo a una inflación a la baja”, explicó Kulfas.

Tras el encuentro, desde la producción mostraron tranquilidad. “Por suerte no se habló de intervenciones, sino de garantizar el aprovisionamiento de los alimentos, a un precio razonable”, analizó en diálogo con A24.com Agro Matías Lestani, representante de Confederaciones Rurales Argentinas (CRA). Y agregó que “se buscó trabajar en consensos y que no haya señales erráticas de cara a la campaña de trigo, que necesita una buena intención de siembra”.

La campaña de trigo se acerca y en el Gobierno miran las estimaciones con atención.

La campaña de trigo se acerca y en el Gobierno miran las estimaciones con atención.

Lestani, se lamentó por la ausencia de uno de los eslabones de la cadena del trigo. “Faltaron los exportadores, que son los que tienen gran parte del stock del trigo y forman un espacio clave en el funcionamiento de la cadena”, sostuvo.

Es que del modo en que fueron fluyendo las ventas de los productores, de los exportadores depende en gran medida lo que compren los molinos harineros, abastecedores de las industrias alimenticias y panaderías.

Durante la reunión Basterra señaló: “Hemos tenido reuniones para acordar la disponibilidad de trigo local y poder ordenar la exportación, les hemos pedido a los exportadores que ajusten sus compromisos externos a los volúmenes que teníamos analizados y se viene cumpliendo, con lo cual internamente el trigo está disponible”.

“El aprovisionamiento depende de ellos (de los exportadores)”, apuntó Lestani. Y resaltó que “el productor no se guarda el trigo, por una cuestión de conservación de la calidad, ya que fundamentalmente a consumo humano”. Por eso, enfatizó en que el productor “vende todo y el principal comprador es el exportador”.

Sobre lo que viene por delante, consideró que “va a pasar lo mismo que el año pasado: si se complica el aprovisionamiento, los exportadores van a vender al mercado interno. Sobre todo para evitar algún cierre del mercado o regulación en las exportaciones”, opinó el representante de CRA.

Para Digo Cifarelli, presidente de la Federación Argentina de la Industria Molinera (FAIM), el encuentro “fue positivo”.

Su sector, hizo hincapié en la necesidad de corregir el programa de “Precios Máximos”. De hecho, la molinería viene apuntando desde hace varios meses que la volatilidad es muy alta y que los aumentos, que están regulados por el Gobierno, “no van de la mano”.

La harina elaborada a base de trigo, esencial en los precios de góndola.

La harina elaborada a base de trigo, esencial en los precios de góndola.

“Así como están las cosas Precios Máximos genera una complejidad importante para los productos de góndola. Este año por ejemplo la volatilidad ronda el 50% y nosotros solo pudimos subir los precios en un 9%. Los valores que se manejan para las harinas a las panaderías están dentro de los parámetros normales, pero el grave problema es lo que termina en producto final en una estantería de almacén o supermercado”, graficó Cifarelli, quien también habló con A24.com Agro a la salida de la reunión.

Por este punto, si bien no fue tocado a fondo en la reunión, los industriales se llevaron la promesa de volver a juntarse con la Secretaria de Comercio, Paula Español, y su equipo. La preocupación también tiene lugar por una cuestión de plazos: el programa de Precios Máximos finaliza esta misma semana, mientras que Precios Cuidados se extiende hasta el 7 de abril, apenas una semana más.

Otra opción puesta sobre la mesa fue alentar la exportación de harina, para poder compensar los precios del producto en el mercado interno.

Más allá del momento, Cifarelli valoró el encuentro pero matizó con una ausencia de peso. “Sirvió para hablar entre todos y bajar un poco la tensión. también creo que hubiese sido importante la presencia del sector exportador”, agregó.

Sin embargo, a última hora el ministerio de Desarrollo Productivo definió extender hasta el 15 de mayo la vigencia del programa Precios Máximos, manteniendo “los mismos valores y productos alcanzados en la última actualización del programa, a comienzos de febrero”.

La medida será oficial el miércoles cuando se publique en el Boletín Oficial la Resolución 281/21 de la Secretaría de Comercio Interior, que extenderá por 45 días el programa sin cambios en las condiciones “ya que ni se autorizan nuevos aumentos, ni se deslistan productos”, informaron las fuentes.

Junto a los molineros y CRA, la cadena estuvo reflejada con las presencias de los representantes centros panaderos de Capital Federal más el titular de la Cámara de Panaderos de Salta, Daniel Romano, el presidente de la Unión de Industriales Fideeros de la República Argentina, Juan Manuel Airoldes, directivos de Molinos Fenix, Lagomarsino S.A., Molinos Río de la Plata, Molino Cañuelas SACIFIA, la Asociación de Pequeñas y Medianas Industrias Molineras de la República Argentina (APyMIMRA), la Unión industrial de Fideeros de la República Argentina (UIFRA), la Confederación de Asociaciones Rurales de la Tercera Zona, Cooperativa Agrícola Ganadera de Armstrong, Confederaciones Rurales Argentinas (CRA), Grupo Bimbo, la Cámara de Panaderos Agrupados del Norte, la Cámara de Industriales Panaderos de la Capital Federal y la Federación Argentina de la Industria del Pan y Afines (FAIPA).

“No nos raspamos demasiado”

Todos los consultados por este medio definieron al encuentro como “una cita amena”. Valoraron también la intención de Kulfas, Basterra, Español y el Secretario de Agricultura, Jorge Solmi de pretender “encontrar las herramientas” que puedan serle de utilidad al sector.

“Hubo generación de consensos, y se podría decir que no nos raspamos demasiado, más allá del posicionamiento que hace cada uno. Después de eso, generalmente empiezan los consensos”, concluyó Lestani.

Por Ezequiel Morales

Publicidad