13 de diciembre de 2010 09:47 AM
Imprimir

Como viene la campaña gruesa

Hay zonas donde está suspendida la siembra de la soja, esperando humedad. Maíz y girasol, bien desarrollados en algunas zonas y en otras, demorados.

La comercialización de los granos deja mucho que desear, porque los productores están perdiendo gran parte del precio internacional, y eso repercute en la inversión en insumos", disparó el titular de la Red Surcos, Carlos Calvo. En diálogo con Radio Colonia, el especialista indicó que "el productor argentino es un ejemplo a nivel mundial en inversión de tecnología pero, indudablemente, si del resultado de su cosecha no puede obtener la ganancia necesaria como para volver a invertir en tecnología, no lo hace”.El empresario destacó que “la campaña invernal, o de cosecha fina, fue muy buena, con rendimientos record, porque hubo muy buena humedad y, por eso, también, hubo un consumo de insumos muy bueno. Pero a partir de ahora dependemos muchísimo de circunstancias climáticas.Por otro lado, consideró que “la cosecha gruesa viene con altibajos. En este momento en varias zonas del país está suspendida la siembra de la soja, esperando que vuelva a haber humedad. En cuanto al maíz y el girasol están bien desarrollados en algunas zonas y en otras, un poco demorados”. Calvo también subrayó que en trigo, aunque en general los rindes son buenos, se están registrando diferencias de calidades. “En algunas zonas donde no se aplicó tecnología, porque venía de cosechas magras, como puede ser el sudoeste de la provincia de Buenos Aires, el trigo da buenos rendimientos, pero la mayoría va a ser forrajero, porque no tiene calidad panaderil. Pero va suceder lo contrario, cuando se empiece a cosechar en el sudeste de Buenos Aires, donde también va a haber buenos rindes, o en el centro y el centro sur de Santa Fé, y el norte de Buenos Aires, que no son eminentemente zonas trigueras, pero se aplicó tecnología, fertilizantes, y funguicidas para (las enfermedades de) final del ciclo”.Consultado sobre el sector ganadero, el empresario indicó que “los ganaderos están volviendo a invertir en tecnología, sobre todo en lo que respecta a pasturas para la invernada. Y este año se agregan, las pasturas para zonas que no son tradicionalmente ganaderas, del NEA y del NOA por ejemplo, donde se aplican tecnologías sobre pasturas tropicales, como es el caso del “Gatton Panic”, que tiene una difusión muy grande. Brasil, por ejemplo, lo usa para toda su ganadería. También se está invirtiendo mucho en sanidad, en productos veterinarios. Todo para mejorar la productividad. Con estos precios, la ganadería ya comienza a competir con la agricultura”, finalizó Calvo.

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *