25 de abril de 2021 12:26 PM
Imprimir

La soja doméstica, ¿camino a los 400 dólares?

Si el productor decide retener la cosecha, como hizo en el ciclo anterior, ese escenario de precio es más posible.

Amediados de semana, la soja en el mercado de Chicago subía medio límite permitido: 12,8 dólares por tonelada. Con este nuevo escalón, la oleaginosa en el mercado de referencia llegaba al máximo valor en muchos años, superando los 563 dólares por tonelada.

Mientras tanto, la reacción del mercado de soja en la Argentina no tardó en reflejar al menos parte de todo lo que había subido Chicago. La soja posición futura mayo en el Rofex llegaba al máximo de contrato –353 dólares por tonelada–, mientras que la soja mayo 2022 también tocaba su máximo: 320 dólares por tonelada.

Los productores ya llevan vendidos 5,9 millones de toneladas de soja de la nueva cosecha, volumen equivalente a sólo 13 por ciento de una cosecha estimada en 44 millones de toneladas.

La estrategia de los productores fue la misma que la aplicada en la cosecha anterior: decidieron vender más maíz y más trigo y quedarse con la soja como reserva de valor.

La diferencia es que en la campaña anterior el precio de la soja en cosecha (abril 2020) llegó al mínimo de 210 dólares la tonelada y luego tardó varios meses en llegar al valor de 345 dólares por tonelada, en noviembre pasado.

Es decir, el productor tuvo que esperar ocho meses para lograr ese precio por su soja disponible.

Hay que aclarar que en noviembre pasado, el productor disponía de 20 millones de toneladas de soja sin vender, y durante el trimestre enero-marzo el productor vendió su soja de la vieja cosecha en el mercado disponible por un volumen superior al 50 por ciento de sus existencias del año anterior.

Este año, en cambio, el precio de la soja disponible en plena cosecha cotiza a 353 dólares por tonelada, y es probable que el productor tenga la misma estrategia que en la campaña 2020. Vender maíz y trigo y retener la soja. La pregunta del millón: ¿en esta cosecha se comportará el mercado de la misma forma que durante el año anterior?

Si la respuesta es sí, entonces deberíamos esperar un precio de soja disponible en la Argentina en el orden de los 400 dólares en el mediano plazo.

Si la respuesta es no, entonces deberíamos esperar una estabilidad en los precios actuales de la soja y una posibilidad, hoy remota, de baja en el mercado disponible.

Sucede que la futura tendencia de los precios de la soja hoy depende más de factores externos que internos.

EL CLIMA EN ESTADOS UNIDOS

En primer lugar, hay que mencionar el factor climático en los Estados Unidos. Las bajas temperaturas muy cerca del punto de rocío, escarcha y la ocurrencia de nevadas en algunos estados como Illionis e Indiana están demorando las tareas de siembra, tanto de soja como de maíz.

A principios de mayo pasado, los farmers ya habían sembrado el 50 por ciento de la superficie de maíz y el 23 por ciento de la superficie de soja.

Hoy está sembrado solamente el ocho por ciento de la superficie de maíz y el 3 tres de la superficie de soja, según el último informe de avance de los cultivos difundido por el Departamento de Agricultura de los Estados Unidos (Usda) el 19 de abril.

Mientras las temperaturas sigan en el rango de entre 0°C a 6°C en las planicies estadounidense, las siembras seguirán atrasándose. Esta situación es hoy el principal factor alcista tanto para maíz como para soja.

Cuando las temperaturas comiencen a subir, y se reactiven las siembras, podremos ver una fuerte baja en el mercado de Chicago que, sin dudas, repercutirá en la baja nuestros mercados de soja y maíz, tanto en el disponible como en los futuros.

Fuente: AgroVoz

Publicidad