23 de diciembre de 2010 10:31 AM
Imprimir

Quedaron en libertad los tres detenidos por venta de soja en negro por $ 20 millones

Quedaron en libertad bajo fianza las tres personas que presuntamente integraban una organización dedicada a la generación de "empresas fantasmas" con el fin de "blanquear" las operaciones marginales de producciones de soja.

Por disposición del juez Carlos Arturo Ochoa debieron pagar una fianza de 100 mil pesos cada uno.
La investigación fue realizada por la Administración Federal de Ingresos Públicos (Afip) realizada por agentes de la Dirección Regional Río Cuarto con la colaboración de la Policía Federal.

Según cálculos preliminares realizados por el fisco, se habrían canalizado operaciones por un valor superior a los 20 millones de pesos. Además, se interdictaron 400 toneladas de oleaginosas y cereales no declarados.

Las tres detenciones fueron concretadas bajo la figura de asociación ilícita tributaria, luego de que el Juzgado Federal de Río Cuarto, a cargo de Carlos Ochoa, ordenara el allanamiento de las instalaciones de una importante empresa de la zona, dedicada a la comercialización y acopio de granos gruesos.

Durante el procedimiento se secuestraron importantes elementos probatorios de la maniobra: se recolectó una gran cantidad de facturación apócrifa a nombre de sujetos insolventes mediante los cuales se "blanquean" las operaciones.

Además, se encontró "documentación informal" que revela el verdadero origen de los granos: productores ocultos y titulares de establecimientos rurales que no declararon sus ingresos al fisco.

La investigación
Durante aproximadamente cinco meses, el personal de la AFIP Dirección Regional Río Cuarto desarrolló una exhaustiva investigación sobre un grupo de empresarios que actuaban en forma organizada desplegando una importante maniobra de producción y comercialización de granos en negro, en la zona centro y sur de Córdoba.

Los seguimientos y acciones detectaron que la maniobra se concretaba mediante la interposición de sujetos insolventes y sociedades fantasmas, cuya utilización en la cadena de comercialización genera el ocultamiento de los verdaderos operadores del mercado

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *