23 de diciembre de 2010 15:22 PM
Imprimir

Problemas de calidad de semilla en soja

La campaña sojera en la región de Venado Tuerto arrancó con algunos inconvenientes ambientales y otros derivados de errores cometidos por los productores.

En el primer caso están las escasas lluvias durante la siembra de la soja de primera, que ya concluyó en la zona, que "al estar recién implantada y sin la humedad en superficie, la falta de exploración radicular hizo que sufriera algo más de estrés hídrico", describió el técnico del INTA venadense, ingeniero agrónomo José Rossi.

El otro inconveniente que enfrentaron los productores en estas primeras semanas del cultivo es por problemas de calidad en la semilla.

"El productor no le está dando demasiada importancia al tema de la calidad de semilla. Guarda la semilla, luego la clasifica y la siembra, y esta decisión se nota después en el lote en la capacidad de emergencia de las plantas, por la falta de vigor en el momento de nacer con las condiciones de temperatura que se tienen o los distintos estrés que se van dando durante el nacimiento", explicó Rossi.

En este marco recordó que el año pasado, durante el período de definición del cultivo, la soja sufrió un gran estrés térmico, lo que afectó en parte la calidad de semilla.

Ante esta situación, el técnico recomendó "hacer un análisis de la semilla previamente a la siembra, porque de lo contrario el resultado de la implantación no es bueno".

En cuanto a plagas, el investigador informó que se han detectado ataques de chinche diminuta, insecto que suele aparecer en períodos de sequía, y afecta a los cultivos durante la etapa de implantación.

Al mismo tiempo "hubo varios problemas con isoca cortadora, que es una plaga más relacionada con el maíz, pero al haber un mar de soja en esta zona se alimenta con soja también".

Sobre esta plaga en particular, Rossi comentó que se han cometido algunos errores en la aplicación de insecticidas, con fallas en el momento en que se realizó el control y el tamaño y número de gotas del producto.

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *