3 de junio de 2021 11:56 AM
Imprimir

Vuelta a escena: mucho guiño al campo y poco Covid

A horas de las posibles nuevas medidas de restricción, el gobernador Juan Schiaretti encabezó el primer acto público tras su cirugía renal para lanzar el programa de Buenas Prácticas Agropecuarias. Ratificó la alianza con el sector agroexportador y sostuvo que Córdoba es una potencia agroalimentaria, porque ocupa el primer lugar a nivel nacional. El tema pandemia fue solo tangencial en su discurso.

Mientras la Provincia decide la implementación de restricciones frente al crecimiento dramático de los contagios e internaciones por Covid, el gobernador Juan Schiaretti encabezó el primer acto público tras su cirugía renal para lanzar una nueva edición del programa de Buenas Prácticas Agropecuarias. En su reaparición, el mandatario ratificó la alianza de su gobierno con el sector agroindustrial, y aseguró que Córdoba es una “potencia agroalimentaria y agroindustrial”. En cambio, evitó mayores referencias a la pandemia del coronavirus, pese a que Córdoba es uno de los distritos en situación más crítica del país en esta etapa de la segunda ola de Covid, con casi 5.000 casos ayer.

El ala sanitaria del Gobierno ya anunció que Córdoba adherirá a medidas restrictivas del decreto nacional el fin de semana que se avecina (sábado 5 y domingo 6), y la Provincia aclaró que las medidas podrían extenderse o adelantarse si la ocupación de camas críticas llega al 80%, algo que está muy cerca de suceder. El gobernador no hizo mención a la situación extrema, que es el tema que domina la escena provincial. En cualquier caso, tampoco usó la frase con que venía cerrando sus mensajes – “Córdoba no para”- y sostuvo que “la pandemia azota a la Patria y a Córdoba”, y que “Córdoba está peleando contra la pandemia”.

La actividad se realizó en el Centro Cívico. Junto a Schiaretti estuvieron el vicegobernador Manuel Calvo, la diputada Alejandra Vigo, el ministro de Agricultura y Ganadería, Sergio Busso, y el vicepresidente de Confederaciones Rurales Argentinas, Gabriel De Rademaeker, en representación de la Mesa de Enlace. Por videoconferencia se sumó el ministro de Agricultura de la Nación, Luis Basterra.

“Es importante este lanzamiento porque ratifica la alianza para el trabajo que tenemos entre el complejo agroalimentario y el Estado provincial. Una alianza que viene rindiendo frutos”, remarcó el gobernador durante la presentación. En esa línea, indicó que Córdoba alcanzó el primer lugar entre las provincias argentinas de producción agroindustrial, lo que implica que la Provincia es una de las principales productoras de dólares del país.

A nivel nacional, el gobierno de Alberto Fernández se juega un partido importante para controlar el precio de los alimentos (que el último año crecieron veinte puntos más que el Índice de Precios al Consumidor) con medidas que causaron urticaria en el Panal y sus aliados, como el cierre de exportaciones de carne por 30 días.

El hecho de que Schiaretti haya elegido regresar a la actividad pública con un programa vinculado al agro, es para leer como otro guiño a un sector con el que se identifica gran parte del electorado cordobés, y con el que el “kirchnerismo” tiene una larga historia de choque. Esto, en el marco de un nuevo escenario de tensión entre el gobierno de Alberto Fernández y la gestión Schiaretti por las decisiones vinculadas al control de la pandemia, que esta semana tuvieron una escalada novedosa.

Como representante del agro, De Rademaeker subrayó «el acompañamiento de un gobierno provincial, que además de haber propuesto este inteligentísimo programa de Buenas Prácticas, generó el clima necesario de diálogo para la construcción de consensos imprescindibles para poder llevar adelante la actividad productiva”.

En ese marco, medio gobierno provincial -mucho más allá del llamado gabinete productivo- remarcó en sus respectivas redes sociales el lanzamiento de las BPA, programa que implica una inversión aumentada que llegará a los 250 millones de pesos.

Córdoba potencia

«Córdoba alcanzó el primer lugar en el concierto de provincias argentinas de producción agroindustrial. Somos los mayores productores de granos este año; tenemos más cantidad de producción de leche y más empleados en las fábricas de maquinarias agrícolas. Somos, en definitiva, una potencia agroalimentaria y agroindustrial», sostuvo Schiaretti.

Este desempeño es fruto del «empuje y la voluntad de nuestro productor, que siempre pone el lomo en las buenas y en las malas, y siempre está trabajando y siempre reinvierte en la provincia», puntualizó el gobernador y agregó que el Estado «incentiva este aumento de producción e inversión».

El programa Buenas Prácticas Agropecuarias premia a los productores que “hacen bien las cosas” tranqueras adentro, a través de la validación de una serie de técnicas y métodos de trabajo. Entre ellos: capacitación, asociativismo, aplicación de procesos en campo y utilización de tecnología en predio.

La provincia informó que en cuatro años se benefició 10.800 hombres y mujeres del agro y se distribuyeron 480 millones de pesos entre los productores. Cerca de cuatro millones de hectáreas de producción agropecuaria han estado bajo la iniciativa, indico la gacetilla oficial.

Publicidad