31 de julio de 2021 11:41 AM
Imprimir

El caso de las 3500 vacas robadas: quién es el nuevo detenido

Se trata de un agente del SENASA en Santiago del Estero que habría estado vinculado al área del control de los registros de la hacienda

La causa judicial por el robo de más de 3500 cabezas de ganado en Santiago del Estero que se inició este año en la Justicia de esa provincia tuvo novedades esta semana cuando se ordenó la detención de un empleado que se desempeña en la Sección Quimilí del Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa), que habría estado vinculado al área de control de los registros de ingresos y egresos de hacienda en la región y de otorgar los permisos correspondientes.

Según informes de los investigadores, la División Homicidios y Delitos Complejos, tras una orden de la jueza de Control y Garantías, Dra. Sara Harón, fue a una casa del barrio Los Olivos de Quimilí, 200 kilómetros al Este de la capital santiagueña y a sólo 80 kilómetros del límite con Chaco, y detuvo a Mauricio José Moyano. Se sospecha que integraría una supuesta organización ilícita que se habría apoderado de las cabezas de ganado.

En el lugar se secuestró su celular, una notebook y documentación vinculada a la causa. Moyano ya estaba bajo la lupa de los investigadores. En sus funciones habría manejado el informe del Senasa sobre los traslados de hacienda que se realizaron desde los campos que la firma cordobesa Óleos del Centro (ODC) posee en los distritos de Weisburd y Campo Gallo, en Santiago del Estero, hacia distintas localidades y provincias..

En tanto, los cinco primeros involucrados tras la denuncia que hicieron tres empresas (El Tránsito SA, San Eugenio SA y El 38 SA), Luis Magliano, empresario cordobés, su hijo Joaquín y el socio del primero, Damián Manzanelli (dirigían ODC); Juan Pablo Miretti, dueño de Agrolam, un feedlot en las afueras de Quimilí, y José Demicheli, titular de la fiduciaria ADBlick Ganadería, fueron detenidos pero excarcelados a fines de mayo último, previo pago de una fianza de $5.000.000 cada uno.

La causa

Como informó oportunamente LA NACION, la denuncia inicial fue por el faltante de 3500 animales y se presentó en Santiago del Estero a comienzos de este año, por los apoderados de las mencionadas San Eugenio SA, El Tránsito SA y el 38 SA, que en 2020 habían entregado al establecimiento ODC, propiedad de Luis Magliano, esos animales para engorde en feedlot.

Cuando a fines del año pasado pudieron ingresar a esa provincia, luego de las restricciones de ingreso a territorio santiagueño por la pandemia que generó el Covid-19, los representantes de las firmas detectaron el faltante de los vacunos.

Luego de varias semanas de investigaciones, se logró recuperar 1500 animales. Pero en el devenir de la investigación surgió un dato relevante: la mayoría de los animales recuperados fueron localizados en campos propiedad del exgobernador de Tucumán y actual senador nacional por esa provincia, José Alperovich. Los allanamientos se iniciaron en el establecimiento “La Galesa”, situado en Pozo Hondo, y prosiguieron en el paraje Bandera Bajada, al norte de la provincia santiagueña, al límite el Chaco. Sin embargo, ningún responsable de los campos de los Alperovich fue detenido. Sí declaró como imputado, pero no detenido, Daniel Alperovich, el hijo del senador.

Luis Magliano quedó detenido el 30 de marzo cuando decidió presentarse ante la Justicia luego de que se librara una orden de captura nacional e internacional, y a comienzos de mayo detuvieron a su hijo Joaquín. ODC solicitó la apertura de su concurso preventivo de acreedores el 29 de diciembre del año pasado ante el Juzgado de Primera Instancia y Séptima Nominación de la ciudad de Córdoba.

Precisamente, por este hecho, Magliano renunció en enero pasado a su cargo de presidente de la Sociedad Rural de Jesús María, que a principios de abril definió su expulsión de la institución.

La respuesta del Senasa

Conocida la detención de Moyano, desde el Senasa contaron: “A raíz de la detención de un agente del organismo en la localidad de Quimilí, el Senasa comunica que ya está en pleno trámite una investigación interna por medio del área de sumarios administrativos”.

“A su vez, y por indicación de las autoridades, el organismo se encuentra colaborando con la Justicia desde el inicio de la investigación, aportando todos aquellos elementos que le son requeridos por las autoridades judiciales actuantes y que contribuyan a esclarecer el caso, en el marco de la causa penal, radicada ante la Unidad Fiscal N° 1 de Santiago del Estero”.

En el organismo indicaron que Moyano prestaba funciones como paratécnico de la oficina de Quimilí. “Desde la sede del Centro Regional NOA Sur del organismo se inició un control de gestión administrativo y documental y se apartó al citado agente de esa oficina asignándolo a otra dependencia”, señalaron desde el ente sanitario.

“Desde el inicio de la causa, el Senasa fue oficiado por las autoridades judiciales, recibiendo rogatorias en sus oficinas de la ciudad de Córdoba, pidiendo información relacionada con los animales. Se respondieron en tiempo y forma los requerimientos, sin que se hayan detectado anomalías en esa provincia. Por su parte, desde las oficinas del Senasa en Santiago del Estero también se respondieron los oficios que llegaron y se amplió la información a pedido de las autoridades actuantes”, agregaron las fuentes.

José E. Bordón

Fuente: La Nacion

Publicidad