11 de agosto de 2021 22:22 PM
Imprimir

La faena de bovinos bajó en julio 2%, con un aumento en el peso y mayor participación de hembras

La faena de bovinos alcanzó en julio a 1,06 millones de cabezas, 2% menos que en junio pasado, lo que determinó que en los primeros siete meses del año se sacrificaron 7,4 millones de animales, con una caída de 8% frente a igual lapso de 2020, según datos de la Dirección Nacional de Control Comercial […]

La faena de bovinos alcanzó en julio a 1,06 millones de cabezas, 2% menos que en junio pasado, lo que determinó que en los primeros siete meses del año se sacrificaron 7,4 millones de animales, con una caída de 8% frente a igual lapso de 2020, según datos de la Dirección Nacional de Control Comercial Agropecuario (Dncca).

“La disminución se ve ligeramente amortiguada respecto del mes precedente y revela la tendencia descendente que ha caracterizado a esta variable en lo que va de 2021”, señaló Mario Ravettino, presidente del Consorcio de Exportadores de Carnes Argentinas (ABC, por sus siglas en inglés).

Según Ravettino, “en comparación al promedio de la segunda mitad del año pasado, la caída es del 13% y anualizado reduce la faena a 13,1 millones de cabezas, más de un millón de cabezas por debajo de 2020”.

En julio aumentó la participación de hembras al 44% y, paralelamente, la incidencia de las más añosas aunque el número es menor al vigente en los primeros meses de 2021, en el que no se registraron las distorsiones provocadas por el cepo aplicado sobre las exportaciones que ha tenido un impacto directo sobre la demanda de vacas manufactura.

Un aspecto resaltable continúa siendo la escasez de vaquillonas y novillitos livianos, animales de mayor demanda por el consumo, lo que contribuyó en el alza de precios en el mercado de hacienda.

El peso medio de los bovinos faenados a junio de este año -último período informado a la fecha- fue calculado en 207 kg/cabeza para las hembras y 244 kg/cabeza para los machos, precisó el trabajo.

“En ambos casos acusan la recuperación observada en mayo y especialmente en junio, en que llegaron a una media récord de 233 kg/cabeza”, destacó el informe.

Durante julio, la faena fue 14% inferior respecto a doce meses atrás y es la menor desde 2017; y en los últimos doce meses, se sacrificaron 13,6 millones de cabezas, 5% menos que en igual lapso cerrado en julio de 2020.

En los primeros siete meses de este año la producción de carnes bovinas rondó en 1,7 miles de toneladas peso res por debajo del año anterior.

“La menor disponibilidad de carne bovina redundó en una pérdida de participación del mercado doméstico dentro del total, si bien como consecuencia de las medidas que limitaron las exportaciones esto se revirtió desde junio”, afirmó la entidad.

El consumo per cápita se estima en 47 kilos por habitante por año, una cifra que se incrementará en los próximos meses, estimó el trabajo del ABC.

En las existencias de ganado bovino al 31 de diciembre de 2020 se registró una baja de alrededor de un millón de cabezas, que se reflejó en un alza en la tasa de extracción.

Fuente:

Publicidad