16 de septiembre de 2021 13:05 PM
Imprimir

Larvicidas en cunicultura : prevenir para no tener que curar

Aplicar larvicidas antes de que comience la época de explosión de las poblaciones de insectos se traducirá en un mejor bienestar para los animales, una menor aparición de enfermedades y un mayor rendimiento productivo La llegada de la época estival trae consigo un aumento en las poblaciones de insectos, debido a que las condiciones ambientales (sobre todo de […]

Aplicar larvicidas antes de que comience la época de explosión de las poblaciones de insectos se traducirá en un mejor bienestar para los animales, una menor aparición de enfermedades y un mayor rendimiento productivo

  • La llegada de la época estival trae consigo un aumento en las poblaciones de insectos, debido a que las condiciones ambientales (sobre todo de temperatura y humedad) facilitan su desarrollo.
  • Unas mejores condiciones, se traducen en un acortamiento del tiempo necesario para que se complete el ciclo de vida, por lo que el número total de individuos crece de manera exponencial.

Si esto ocurre, la probabilidad de que se den procesos infecciosos dentro de nuestra granja será mayor.

La presencia de insectos, y más concretamente de distintas especies de moscas en las explotaciones cunícolas, supone un desafío contra el que luchar.

Sin embargo, combatirlas sólo cuando su presencia es notoria, en la mayoría de los casos, será en vano.

Debemos atajar el problema ANTES de que se establezca

El mejor modo de que no ocurran superpoblaciones de moscas en épocas de calor es anticiparse al problema.

Para ello, debemos centrar nuestro objetivo en eliminar el problema de raíz; esto es, utilizando productos con eficacia específica contra las formas no adultas.

En el caso de moscas, existe una molécula que es específica para el control de sus larvas y huevos, la ciromazina. La ciromazina es un derivado de la triazina, que actúa inhibiendo el desarrollo de esas formas no adultas, por lo que no se completa el ciclo de vida.

De este modo, se lo estaremos “poniendo difícil” a las moscas para que consigan su objetivo.

Nuestro producto Maggots® es un granulado soluble de ciromazina al 2%, el cual se utiliza por aplicación directa (o dilución previa) sobre las fosas, cintas, acumulación de estiércol, materia orgánica y lugares de desarrollo de huevos y larvas de moscas.

Publicidad