18 de octubre de 2021 09:52 AM
Imprimir

Señalan que para 2030 el consumo per cápita de carne de cerdo en Perú podría llegar a los 18 kg por persona

De acuerdo con la directora gerente de la Asociación Peruana de Porcicultores, Ana María Trelles, en 2011 el consumo per cápita de carne de cerdo en Perú en 2011 estaba en 3,2 kg/persona y ya en 2020 ha sido de 9 kg e incluso en zonas como Arequipa llega a 20 kg. De cara a […]

De acuerdo con la directora gerente de la Asociación Peruana de Porcicultores, Ana María Trelles, en 2011 el consumo per cápita de carne de cerdo en Perú en 2011 estaba en 3,2 kg/persona y ya en 2020 ha sido de 9 kg e incluso en zonas como Arequipa llega a 20 kg. De cara a 2030 esperan alcanzar los 18 kg/persona a nivel nacional, según manifestó en declaraciones a Agraria.

Agregó que el impacto del incremento del consumo per cápita de la carne de cerdo, repercutirá directamente al crecimiento en la producción de cerdos, mejorará la competitividad en los productores, mayores ingresos y por consiguiente mejores condiciones de vida. Asimismo, se verán beneficiados todos los que conforman la cadena de valor del cerdo (entre ellos la producción de maíz y soya), lo que permitirá garantizar la seguridad alimentaria de país.

La gerente de Asoporci dijo que para incrementar la producción de cerdo se necesita transferencia de tecnología para mejorar la competitividad y por consiguiente la rentabilidad del pequeño y mediano productor, que incluya uso de genética moderna (semen), alimentación balanceada, buenas prácticas pecuarias, bienestar animal y bioseguridad.

“Avanzar en la cadena productiva y mejorar nuestras estrategias de venta. Es posible acercar el eslabón del productor al consumidor (inversión de productores en nuevos mataderos y centros de cortes de carne de cerdo, carnicerías porcinas, venta directa de carne fresca a través de delivery). Se debe implementar mayor tecnología en nuestras instalaciones para obtener una mejor productividad, con resultados competitivos y producción sostenible”, manifestó.

Ana María Trelles también señaló la necesidad de lograr la exportación de carne de cerdo al mercado asiático, principalmente China. Al respecto, dijo que en el primer trimestre del 2019 se iniciaron las gestiones para exportar al gigante del Asia, incluso una delegación oficial de China visitó nuestro país ese año (visitaron un frigorífico industrial en Lima, que incluyó la supervisión de su planta de faenamiento y procesamiento de cerdo), lamentablemente todo quedó en stand by.

Agregó que de acuerdo a las coordinaciones con el Servicio Nacional de Sanidad Agraria (Senasa), se estima que a partir del año 2023 podrán declararse regiones libres de la peste porcina clásica (PPC) y por lo tanto tener acceso al mercado de exportación, ya que dicha enfermedad limita el comercio internacional. Las primeras zonas libres de PPC serían de Lima (Huaura, Huaral).

Fuente: Eurocarne

Publicidad