16 de mayo de 2022 12:17 PM
Imprimir

Con un mayo seco y pocas chances de cambio, hay productores trigueros que adelantan la siembra

“La humedad está muy justa para sembrar. Con los ciclos largos ya arrancamos el día 9 de mayo, íbamos a esperar hasta el 20 para los intermedios, pero como la humedad esta complicada es probable que adelantemos unos días en lotes altos y con poca cobertura.

“La humedad está muy justa para sembrar. Con los ciclos largos ya arrancamos el día 9 de mayo, íbamos a esperar hasta el 20 para los intermedios, pero como la humedad esta complicada es probable que adelantemos unos días en lotes altos y con poca cobertura. Esto nos pone al filo con la floración en octubre” dicen desde Cañada de Gómez y agregan con preocupación que el perfil podría desecarse aún más si se suceden las heladas pronosticadas la próxima semana.

El reciente informe del GEA de la Bolsa de Comercio de Rosario indica que los primeros en comenzar fueron productores de mucho hectareaje que por logística requieren adelantarse. Pero en toda la región aún no se ha generalizado la siembra. En Bigand y Bombal comenzarán a sembrar, si hay humedad, a partir del 25 de mayo los ciclos más largos. En El Trébol todavía están con los barbechos correspondientes y también algunas fertilizaciones completas con nitrogenados. “Pero en muy baja proporción en comparación con otras campañas, ya que debido al elevado costo se esperará a macollaje y se usarán menores dosis”.

¿Qué probabilidades existe de repetir el evento de lluvias que dejó mayo del 2021?

Tan solo un 10%.  La primera década de mayo 2022 termina con ausencia total de precipitaciones sobre la región pampeana. En la mitad oriental, la humedad en los perfiles es adecuada, pero a medida que nos desplazamos hacia el oeste, el gradiente negativo copia el patrón que marcaron las lluvias de abril. Ante este escenario, las miradas están puestas en repetir el evento de lluvias que dejó en algunas localidades hasta más de 100 mm entre el 16 al 29 de mayo del 2021. Las lluvias de otoño fueron el puntapié para la siembra del trigo y una de las principales causas del éxito del trigo 21/22. Este año, las probabilidades de repetir ese evento en lo que queda de mayo promedian tan solo un 10% en la región y hacia el noroeste llegan hasta apenas un 20%. Ante la cercanía de la siembra del cereal, la falta de agua es un tema de preocupación primordial para implantar las 1,53 M de ha que se intencionan, un 10% menos que en el 2021.

Fuente: ON24

Publicidad