27 de septiembre de 2022 10:51 AM
Imprimir

Beneficios de los lácteos para la salud dental de los niños

El consumo de yogur, sería especialmente beneficioso. La alimentación durante la infancia influye en muchos aspectos del crecimiento y del desarrollo de los niños. En este artículo te contaremos sobre la importancia de los lácteos para la salud dental de los más pequeños. Una dieta variada, equilibrada, nutritiva y saludable favorece el correcto desarrollo de […]

El consumo de yogur, sería especialmente beneficioso.

La alimentación durante la infancia influye en muchos aspectos del crecimiento y del desarrollo de los niños. En este artículo te contaremos sobre la importancia de los lácteos para la salud dental de los más pequeños.

Una dieta variada, equilibrada, nutritiva y saludable favorece el correcto desarrollo de las estructuras de la boca y disminuye el riesgo de sufrir enfermedades. Incorporar todos los grupos de alimentos es un modo de garantizar los aportes que el cuerpo de tu pequeño necesita para crecer de manera adecuada.

 Los lácteos y la salud dental de los niños

La leche y sus derivados, como los yogures, la manteca, los quesos y las cremas, son uno de los principales grupos alimenticios necesarios en la nutrición infantil. Incorporarlos de manera diaria es clave para un adecuado desarrollo y crecimiento.

Los productos lácteos son ricos en vitaminas y calcio. Este último nutriente cumple un rol fundamental para la formación de huesos y dientes fuertes y sanos. Si existe una carencia del elemento durante la etapa de crecimiento, no será posible compensar el déficit en el futuro.

 El calcio es esencial para la salud de los dientes

Un vaso de leche de 200 ml permite alcanzar un 28% de las ingestas diarias de calcio de referencia, con un contenido de 220 mg. Si bien este nutriente puede incorporarse también a través de otros alimentos, como las legumbres, los vegetales de hojas verdes y los frutos secos, los lácteos constituyen la mejor fuente dietética de calcio por la biodisponibilidad que suministran.

Es entonces que el aporte de calcio de los lácteos es uno de los principales beneficios de estos productos para la salud dental de los niños. Si los huesos maxilares y las piezas dentarias cuentan con este nutriente en cantidades suficientes, podrán crecer y desarrollarse de manera adecuada.

Pero además, los lácteos poseen otros componentes que los transforman en alimentos considerados no cariogénicos y capaces de proteger la dentadura contra las caries. Por ejemplo, algunos productos de uso odontológico contienen caseína para aprovechar su acción preventiva contra la desmineralización y sus efectos remineralizantes. Algunos de estos componentes son los siguientes:

  • Fósforo.
  • Grasas.
  • Sustancias antibacterianas.
  • Proteínas.
  • Caseína.

Los yogures aportan grandes beneficios

Además de todos los beneficios que aporta la leche, los yogures poseen algunos efectos agregados por su contenido de probióticos. La presencia de colonias de bacterias en su composición está asociada con la disminución de Streptococcus mutans en la boca, que son los microorganismos responsables de las caries.

Estas cepas beneficiosas interfieren con el desequilibrio microbiano y pueden ayudar a reducir las caries, la enfermedad periodontal, el mal aliento y las candidiasis.

Además, el yogur es una manera cómoda y accesible para que los niños acepten el consumo de lácteos, sobre todo en aquellos a los que les disgusta el sabor de la leche. Los hay de diferentes gustos y formas para consumirlo, por lo que pueden ser una excelente opción saludable para los postres de los más chicos.

Los efectos de los lácteos en la salud dental de los niños

Ya te hemos contado sobre la importancia de los lácteos en la salud dental de los niños. A continuación, detallamos los beneficios más notorios de estos alimentos en la cavidad bucal:

Dientes más fuertes: el calcio y el fósforo favorecen la formación de una estructura ósea y dentaria de buena calidad. Además, las vitaminas A y D aseguran la disponibilidad y los correctos niveles de estos nutrientes en la etapa de crecimiento.

Encías sanas: las vitaminas presentes en los lácteos mejoran la salud de las mucosas orales. Los probióticos contenidos en los yogures potencian las defensas y previenen la gingivitis y la periodontitis.

Hidratación: por su alto contenido de agua, tomar leche o yogur son maneras saludables de incorporar líquido al organismo.

El consumo de lácteos en la niñez ayuda a fortalecer los dientes, a mantener las encías sanas y a prevenir la aparición de caries.

 Más motivos para dar lácteos a los niños

Según la Asociación Americana de Pediatría, lo ideal es que los pequeños de la casa consuman entre 2 y 3 porciones de lácteos al día. Esto incluye leche, yogur, queso, cremas y manteca. Además, los productos derivados de la leche tienen propiedades protectoras para la boca, por lo que son alimentos que ayudan a prevenir las caries.

Los lácteos en los niños aportan otros beneficios para la salud general de los pequeños como los siguientes:

Mejoran la forma física durante la edad adulta: los niños que toman leche de manera regular estarán en mejor forma. También tendrán menos posibilidades de sufrir fracturas en los huesos o de desarrollar osteoporosis en la vejez.

Ayudan a dormir mejor: una leche tibia, sin azúcar ni otros agregados, antes de irse a dormir, ayuda a los pequeños a aliviar el estrés y a relajar los músculos. Luego, será necesario cepillar los dientes y el pequeño estará listo para conciliar el sueño mucho más fácil.

Aumentan la energía: los carbohidratos de la leche proporcionan al organismo del niño gran parte de la energía que necesitan para sus actividades cotidianas.

Fortalecen los músculos: los lácteos contribuyen en el aumento de la masa muscular.

Disminuyen los problemas cardiovasculares: los lácteos mejoran el metabolismo de los lípidos, sobre todo de las grasas animales presentes en la dieta. Con esto, reducen el riesgo de sufrir padecimientos como hipertensión arterial, hipercolesterolemia y enfermedades cardiovasculares.

Controlan el peso: el calcio de los lácteos participa en el control de las grasas corporales y ayuda a mantener el peso.

La leche en la dieta de los más chicos

La dieta de los más chicos es un factor muy importante para su salud. Contar con un aporte nutricional variado, equilibrado, suficiente y saludable permite un adecuado crecimiento y desarrollo.

Como te hemos contado, los lácteos son un grupo alimenticio de gran trascendencia para la salud general y, sobre todo, dental. Aportar a los menores las cantidades suficientes de leche y sus derivados favorecerá su bienestar y mejorará las condiciones de su boca.

Fuente: https://eresmama.com/beneficios-lacteos-salud-dental-ninos/

Publicidad