3 de mayo de 2011 01:08 AM
Imprimir

Agrometal redujo sus pérdidas, pero volvió a cerrar en rojo

Mejor, pero no tanto. Así terminó 2010 para Agrometal, según se desprende del resultado que arrojó el ejercicio durante el cual achicó sus pérdidas en 15 por ciento, pero igual terminó con un "rojo" de 6.560.131 millones de pesos.

El saldo refleja el impacto de la brasileña Fankhauser, que la compañía cordobesa controla (posee el 75 por ciento del paquete accionario). En esa firma, el resultado operativo arrojó una pérdida de 6,6 millones de pesos. En Monte Maíz, en tanto, el resultado negativo de ese rubro fue de 262 mil pesos.

Esta situación fue atemperada por el fuerte crecimiento de las ventas. Comparadas con 2009, subieron 70,4 por ciento, impulsadas por un incremento de 40 por ciento en el despacho de sembradoras.

Pero la alegría no pudo ser completa: los costos de producción subieron “más que proporcionalmente respecto del monto de ventas” (casi 80 por ciento), lo que generó una pérdida de margen de contribución de cinco por ciento.

Los resultados financieros, en tanto, muestran una uti-?lidad de 180 mil pesos, mientras que Fankhauser ofrece un quebranto de 6,1 millones, que incluye las consecuencias negativas del impacto que generó la aplicación del factor de conversión de balances en moneda extranjera (revaluación del real respecto del peso).

En el pasivo, el rubro deudas comerciales revela un mayor stock de saldos con proveedores (4,1 millones de pesos) y un incremento en préstamos por 18,3 millones por la necesidad de financiar capital de trabajo. En ese marco, la firma resolvió no repartir dividendos en efectivo y propuso que la pérdida sea absorbida por el saldo de resultados no asignados.

Mirada económica. En el balance del ejercicio de 2010, presentado en la Bolsa de Comercio porteña, la empresa opina que el crecimiento económico nacional se ve empañado “por problemas de funcionamiento de las instituciones, como consecuencia de la falta de mínimos consensos entre el Gobierno y la oposición con representación parlamentaria”.

Advierte que hay “un recrudecimiento del proceso inflacionario, con marcada raíz monetaria y fiscal que erosiona el poder de compra de los ciudadanos y exacerba la puja distributiva entre precios y salarios”.

Y considera que ese proce-so espiraliza “el aumento ?de costos e incrementa la distorsión de precios relativos, fundamentalmente el tipo de cambio”.

Para este año espera que continúe el crecimiento económico, la estabilidad cambiaria, la expansión del crédito y un fuerte proceso de aceleración inflacionaria. Pero cree que la evolución de la industria en general estará condicionada por la falta de inversiones y la capacidad productiva, que ha llegado al límite.

Estrategia comercial. La empresa explicó que el año pasado aplicó una política comercial muy agresiva que incluyó importantes descuentos de precios y flexibilización de plazos de pago para estimular la demanda de productos. Además, continuó la línea propia de leasing y los acuerdos con bancos para créditos.

“El resultado del ejercicio manifiesta un buen nivel de ventas, pero también con un marcado incremento de los costos de producción”, reitera. El año pasado, Agrometal lanzó la sembradora Pivot (granos gruesos) y se abocó al reposicionamiento, en Brasil, de su controlada Fankhauser.

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *