4 de mayo de 2011 06:56 AM
Imprimir

Campo Norte: un tambo que cambió adaptándose a la realidad productiva

URUGUAY : Para los tamberos tal vez no es una novedad, pero sí lo es para buena parte de los productores que desconocen el cambio que realizó un tambo de punta en la cuenca lechera del Litoral. Campo Norte S.A., el tambo del Lote Campeón en la reciente Exposición Lechera desarrollada en la Sociedad Rural de Río Negro, utiliza un sistema estabulado para su destacada producción lechera, cambio al que debió llegar para adaptarse a la realidad productiva de nuestro país.

"Las condiciones del entorno y nuestros campos nos han llevado a estabular las vacas", fueron las primeras apreciaciones de Horacio Stirling, al explicar la situación del establecimiento desde los orígenes del cambio. "Teníamos dos tambos y con sistemas de producción que eran mixtos. Básicamente en un período del año las vacas hacían un pastoreo diario y quedaban encerradas".
Campo Norte posee dos tambos ubicados a 15 kilómetros de Young. Uno es "La Totora" ubicado 10 kilómetros al sur, en el que se ordeñan estabulados unas 600 vacas, en tanto el otro posee 400 vacas en ordeñe y se utiliza para terminar la lactancia.
"Cuando la vaca comienza a bajar la producción y está muy avanzada en su preñez, se la lleva al otro tambo en donde se bajan un poco los costos". De todas maneras, Stirling entiende que "va camino a un sistema parecido al tambo estabulado, y hoy las vacas están entre un 70 y 80 por ciento del tiempo encerradas".
Explica que se fue armando una infraestructura para ir encerrando las vacas desde 2008, "logrando mejores condiciones para dejar las vacas encerradas, pero pensando en un sistema mixto. Que pastorearan de día y dejar de noche el ganado encerrado". Comenta que en la seca de 2008 "nos quedamos sin pasturas y ahí la agricultura era un muy buen negocio. Entonces decidimos encerrar las vacas y toda el área de campo que permitía agricultura la dejamos para los cultivos".
Sostiene con total convencimiento que "en el corto y mediano plazo es un camino sin retorno porque estamos bastantes convencidos del sistema. Lo estamos afinando y afianzando, pero creemos en que el futuro de nuestra explotación va por ahí porque estamos sobre campos de muy buena aptitud agrícola".
Las vacas están encerradas a cielo abierto en plazoletas que tienen 6 metros de hormigón que es donde come la vaca. "Estamos pensando en techar para hacer dormideros para las vacas y así evitar el problema del barro", dijo Stirling.
Indicó que cada plazoleta "tiene aproximadamente 120 metros por 100 metros y hay alrededor de 200 vacas, loteándose por fecha de parto y productividad. Se hace control lechero una vez al mes, y en base a ese control se hacen los lotes por producción".Cambios
Para dejar constancia del cambio positivo logrado en la productividad, Stirling establece que "hemos subido en los últimos tres años de a 3 litros por vaca de producción individual de promedio". Dijo que hoy en el tambo estabulado, se ordeñan 600 vacas que están en 33 litros promedio de producción. "Pasamos el verano prácticamente sin bajar de 30 litros, algo que no conocíamos y que era totalmente nuevo y creo que si me lo preguntabas hace dos años, no creía que llegaríamos tan rápido".
Como grandes ventajas del sistema, estableció "el uso de la comida mucho más eficiente, con todos los procesos más controlados, haciendo que sea más previsible la producción".
Sostuvo que una de las patas fuertes del negocio lechero, "es tener una pata agrícola importante, con un negocio con el Tejar desde hace dos años de producción de granos. Pero además, desde hace 4 años que veníamos haciendo contratos de compra anticipado de los granos, que nos permite en los momentos de fluctuación o volatilidad de los mercados de granos, estar con los granos comprados".Concurso
Respecto al concurso de la Expo lechera de Young, indicó que "siempre traemos vacas punteras que estén produciendo en el tambo. Son de parto marzo-abril, de un lote de 300 vacas que estaban en esa categoría".
Recordó que "hacemos más hincapié en lo que es producción, que el tipo del animal. Si bien le damos importancia a este aspecto, pero más trascendencia a la ubre y a sólidos".
Sostiene que "no nos gusta una vaca grande, sino más versátil que no se exceda en tamaño y estructura, sino vacas más funcionales. Tenemos el ganado estabulado, pero entendemos que si la vaca mañana debe salir a pastorear y caminar, que se adapte a cualquiera de los sistemas".

Fuente:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *